Fibromialgia y el Masaje de Liberación Miofascial. Beneficios Prometedores… Por Qué?

«Mis músculos duelen todo el tiempo.»
Los científicos trabajan para entender la causa del dolor de la fibromialgia, están buscando cada vez menos en los músculos y en su lugar se centran en una parte del cuerpo que la mayoría de nosotros ni siquiera sabemos que tenemos: la fascia.
La evidencia de que el dolor de la fibromialgia puede deberse en gran parte a la fascia ha llevado al interés en un tipo de masaje llamado liberación miofascial, y la evidencia preliminar es promisoria.
¿Qué es la fascia?
Observó la capa transparente en el exterior de una pechuga de pollo? Eso es la fascia.
Es un tejido delgado pero fuerte que envuelve todos los músculos del cuerpo y sus estructuras internas.
También rodea otras estructuras, incluyendo los órganos, nervios y vasos sanguíneos.
La fascia forma una red de tejido conectivo que es esencial para la función apropiada.
Al igual que el tejido muscular, el tejido fascial puede llegar a lesionarse, inflamarse y doler.
Los practicantes de la liberación miofascial dicen que puede formar adherencias, que son los lugares donde se agrupan y pegan, haciendo que la fascia a tire de otras estructuras, causando dolor.
La Fascia en la fibromialgia
Una condición llamada síndrome de dolor miofascial , en el que las restricciones fasciales y puntos gatillo causan dolor generalizado, es muy común en las personas con fibromialgia.
De hecho, la fibromialgia y el síndrome de dolor miofascial se consideran factores de riesgo.

Algunas partes de la comunidad de la salud creen que en realidad son la misma condición.
En el año 2010 surgió la opinión de que las células musculares causan inflamación y mal funcionamiento de la fascia circundante y el dolor de la fibromialgia, puede ser debido a una respuesta de curación disfuncional.
El Investigador Dr. Ginevra Liptaň cree que los problemas con la fascia pueden conducir a la sensibilización central, que es un factor clave de la condición e implica que el sistema nervioso central se convierta en hipersensible al dolor.
En su libro, Cómo conocer la Fibromialgia, describe su teoría de cómo la fascia se tensa crónicamente y cómo eso conduce a una cascada de otros síntomas.

¿Qué es la Liberación miofascial?
La liberación miofascial, también llamado el \»método del punto gatillo\», es una técnica de masaje en el que el terapeuta utiliza presión suave y sostenida en las áreas problemáticas para liberar las adherencias y suavizar la fascia.
Múltiples estudios muestran que la liberación miofascial puede resultar en la disminución del dolor, una mejor postura, reducción de los síntomas, el aumento de la amplitud de movimiento y una mejor calidad de vida.

Liberación miofascial y fibromialgia
No hay una gran cantidad de investigación sobre la liberación miofascial para la fibromialgia, pero lo que sí tenemos es prometedor.
Una revisión sugiere que obtenemos más beneficios de tratar el dolor de la fibromialgia en los puntos gatillo miofasciales y otros lugares con dolor activo fue más eficaz que el tratamiento de los puntos sensibles que los médicos utilizan para diagnosticar la condición.
(Los puntos sensibles son dolorosos cuando se aplica presión, pero no están generalmente vinculados a dolor continuo activo.)
Un estudio mostró que 20 semanas de liberación miofascial mejoran el sueño, el dolor, los niveles de ansiedad y calidad de vida en las personas con fibromialgia hasta por lo menos un mes después de finalizar el tratamiento.
En la marca de seis meses, la calidad del sueño era todavía más alta, pero otras mejoras disminuyeron, lo que sugiere la necesidad de tratamiento continuo.
Debido a que la fibromialgia nos hace tan sensibles al tacto y presión , algunas personas se muestran renuentes a tratarse con masajes.
La suavidad de la liberación miofascial puede resultar más fácil de tolerar que las formas más profundas de masaje.
Con cualquier terapia, es crucial hablar acerca de la cantidad de presión que pueda tolerar y cualquier dolor que puede experimentar durante o después del tratamiento.
PREGUNTE A SU MÉDICO QUÉ ESPECIALISTA EN LIBERACIÓN MIOFASCIAL LE RECOMIENDA.
ANTES DE INICIAR CUALQUIER TRATAMIENTO, CONSULTE CON SU MÉDICO!
¡GRACIAS POR LEERNOS!
Por Adrienne Dellwo
Información extraída de: http://chronicfatigue.about.com/

Deja un comentario