¿Cómo logramos mejorar la calidad de vida y reducir el dolor en la Fibromialgia?

Nadar y caminar tienen efectos beneficiosos similares en los pacientes de fibromialgia.  
Mejora la capacidad funcional, la calidad de vida y reduce el dolor.

La fibromialgia se distingue por el dolor generalizado, la reducción de la fuerza muscular y de la capacidad cardiovascular. El ejercicio físico es recomendado por su eficacia en la reducción de síntomas.
Los ejercicios acuáticos ejercen efectos positivos sobre la salud mental, emocional y física, mejorando la fuerza muscular, y la capacidad funcional (la capacidad para realizar las actividades diarias) y reducen el dolor.
La natación, es beneficiosa en pacientes con dolor crónico y ayuda a reducir el dolor causado por la fibromialgia. Un estudio realizado por investigadores de la Universidad Federal de Sao Paulo (Brasil) demostró que la natación es igual de eficaz que caminar para aliviar el dolor y mejorar la calidad de vida de los pacientes con fibromialgia.
 

El ejercicio físico es esencial de cualquier tratamiento para esta enfermedad y numerosos estudios han demostrado que el ejercicio aeróbico ofrece los mayores beneficios. No a todo el mundo le gusta o es capaz de hacer este tipo de actividad física.

Caminar se cree que es la mejor opción porque no sólo reduce el dolor, sino que también mejora la depresión y otros problemas emocionales padecidos por los pacientes.

La natación también es una muy buena opción para tratar la fibromialgia. Mejora de la calidad de vida, las relaciones sociales, al igual que la salud mental.

GRACIAS POR LEERNOS!

Deja un comentario