Vivir con Fibromialgia y cistitis intersticial. Tratamientos.

¿Cuáles son las causas de la cistitis intersticial?
  • Alteraciones en el epitelio de la vejiga (la capa de tejido que recubre el interior de la vejiga).
  • Infiltración de la pared de la vejiga por mastocitos, unas células relacionadas con los procesos alérgicos.
  • Alteraciones en la inervación de la vejiga, etc.
Medicamentos orales que puede recetarle su médico
  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroides, como ibuprofeno (Advil, Motrin IB, otros) o naproxeno sódico (Aleve), para aliviar el dolor. 
  • Antidepresivos tríciclicos, como amitriptilina o imipramina (Tofranil), para ayudar a relajar la vejiga y bloquear el dolor.
  • Antihistamínicos, como loratadina (Claritin, otros), que pueden disminuir la frecuencia y la necesidad de orinar, y aliviar otros síntomas.
  • Pentosan polisulfato de sodio (Elmiron), que está aprobado particularmente para el tratamiento de la cistitis intersticial. Si bien se desconoce cómo funciona, puede recuperar la superficie interna de la vejiga, la cual protege la pared de la vejiga de sustancias en la orina que podrían irritarla. Podrían transcurrir dos o cuatro meses antes de que comiences a sentir alivio del dolor y hasta seis meses para experimentar una disminución en la frecuencia urinaria.

Algunas personas con cistitis intersticial alivian los síntomas mediante estas estrategias:

  • Cambios en la alimentación. Es posible que la eliminación o la reducción del consumo de alimentos que irritan la vejiga ayude a aliviar el malestar causado por la cistitis intersticial.Entre los irritantes comunes de la vejiga, conocidos como las «cuatro C», se incluyen los siguientes: bebidas carbonatadas, cafeína en todas sus formas (incluido el chocolate), cítricos y alimentos con altas concentraciones de vitamina C. Considera evitar alimentos similares, por ejemplo, tomates, encurtidos, alcohol y especias. Los edulcorantes artificiales pueden empeorar los síntomas en algunas personas.

    Si crees que ciertos alimentos pueden irritar la vejiga, intenta eliminarlos de tu dieta. Reintrodúcelos uno por uno y presta atención a aquellos, si los hay, que empeoren los síntomas.

  • Entrenamiento de la vejiga. El entrenamiento de la vejiga implica orinar de manera programada: ir al baño según la hora en lugar de esperar a tener ganas de ir. Lo primero que harás es orinar en intervalos establecidos, por ejemplo, cada media hora, ya sea que tengas ganas o no. Luego, esperarás gradualmente más tiempo entre las veces que vayas al baño.Durante el entrenamiento de la vejiga, puedes aprender a controlar la necesidad de orinar mediante técnicas de relajación como respirar lenta y profundamente o distraerte con otra actividad.

    A continuación, mencionaremos medidas de cuidado personal que también pueden ayudar:

  • Usa ropa suelta. Evita usar cintos o ropas que ejerzan presión sobre el abdomen.
  • Reduce el estrés. Prueba métodos como la visualización o retroalimentación biológica.
  • Si fumas, deja de hacerlo. Fumar puede empeorar cualquier trastorno doloroso y, además, contribuye al cáncer de vejiga.
  • Haz ejercicio. Con ejercicios fáciles de estiramiento se pueden disminuir los síntomas de la cistitis intersticial.

Existen dos terapias alternativas y complementarias que demuestran cierto potencial de tratamiento de la cistitis intersticial:

  • Terapia de relajación imaginativa. Este tipo de terapia utiliza la visualización y sugerencias directas mediante imágenes para ayudar a imaginar la sanación, con la esperanza de que el cuerpo seguirá las sugerencias de la mente.
  • Acupuntura. Durante una sesión de acupuntura, un profesional coloca varias agujas finas en la piel en puntos específicos del cuerpo. Según la medicina china tradicional, se alivia el dolor y otros síntomas mediante el reequilibrio del flujo de la energía vital. Los médicos occidentales tienden a creer que la acupuntura potencia la actividad de los analgésicos naturales del cuerpo.

No se estudiaron bien estos tratamientos para la cistitis intersticial por lo tanto, asegúrate de analizar el uso de estas terapias consultando antes a tu médico.

Combinar Múltiples Tratamientos
Si está recibiendo tratamiento para la cistitis intersticial y la fibromialgia o EM, debe hablar con su médico sobre las posibles interacciones con los medicamentos. Los antidepresivos tricíclicos prescritos para la cistitis intersticial funcionan bien para algunas personas con fibromialgia o EM, y otros tratamientos tales como la fisioterapia, que incluye biofeedback . También puede tener sensibilidad a los alimentos que agravan más las condiciones, por lo que una dieta de eliminación realmente le podría ayudar.
Alimentos que benefician la cistitis intersticial
  • Arándanos rojos. Su riqueza en taninos, quercitina y vitamina C ayuda a impedir que la bacteria E. Coli.
  • Espárragos. 
  • Rabanitos. 
  • Zumo de limón. 
  • Hojas de abedul. 
  • Ajo y perejil. 
  • Agua de cebada. 
  • Brócoli.
Vivir con varias condiciones
Cualquiera de estas condiciones es difícil, cuando las tiene en combinación puede ser una gran dificultad en su vida. 
El dolor, la fatiga, y orinar posiblemente docenas de veces al día pueden conducir a la depresión, la pérdida de vida social, el desempleo y otros problemas.
Es importante encontrar y seguir un tratamiento que funcione y buscar apoyo, ya sea de la gente de su vida, grupos de apoyo en línea o en su comunidad.

Deja un comentario