Fibromialgia, 2 Mitos Que Deben Ser Desterrados. Comprendamos la Realidad de la Condición!

Es bastante difícil entender una enfermedad compleja, pero con la fibromialgia, generalmente hay que separar los mitos de los hechos, para obtener una comprensión precisa. 

E incluso luego tenemos que tratar con la gente que cree los mitos.
Algunos de los mitos más comunes se enumeran a continuación, para que pueda averiguar lo que está mal, y aprender de los hechos.

Mito # 1: Incapacidad de lidiar con el dolor
Algunas personas, e incluso algunos médicos, argumentan que la fibromialgia es sólo una incapacidad para hacer frente a los dolores normales de la vida.
Lo que estas personas no ven, es que el dolor de la fibromialgia se amplifica mucho más allá de lo «normal». 
Lo que podría causarle molestias leves a otra persona,  a nosotros puede causarnos dolor abrasador. 
Los escáneres cerebrales muestran que estímulos, como el frío y la presión en la piel, iluminan los centros de dolor del cerebro de un enfermo de fibromialgia, lo que significa que la persona está experimentando un dolor muy intenso y muy real, por un motivo que no dañaría a las personas sanas.
Mito # 2: La fibromialgia es hipocondría o una enfermedad psiquiátrica
Es difícil para algunas personas creer en una enfermedad sin que haya como demostrarla, y dolor sin daño en los tejidos u otras estructuras. 
También los síntomas relacionados con el estado de ánimo y que se tratan con antidepresivos, le da a la gente la impresión de que estamos locos, o que la fibromialgia es simplemente una forma de depresión.
Sin embargo, los estudios muestran múltiples anomalías fisiológicas únicas, en personas con esta condición. 
Están en las células, el sistema nervioso y las hormonas. 
Los antidepresivos son un tratamiento común de la fibromialgia, ya que alteran la función de ciertos neurotransmisores (mensajeros químicos en el cerebro.) Los mismos neurotransmisores pueden estar involucrados en la depresión, pero también están involucrados en múltiples funciones no psicológicas, incluyendo el sueño, la memoria cognitiva, la capacidad, y algunos aspectos de la función muscular.
La Fibromialgia se considera un problema neurológico, significando que está en la misma categoría que las enfermedades de Parkinson y de Alzheimer. También vale la pena señalar que, antes de que sus causas físicas fueran plenamente comprendidas, tanto el Parkinson como el Alzheimer, estaban rodeados de mitos similares a los que ahora se aplican erróneamente, a la fibromialgia y a la epilepsia.
Mito # 1: Las personas con Fibromialgia necesitan hacer más ejercicio
Es común oír a la gente decirle a alguien con fibromialgia: «Sólo tienes que salir y estar más activo. Eso te ayudará a sentirte mejor». 
Las personas confunden la inactividad como la causa de los síntomas, cuando en realidad es el resultado de los síntomas. 
La fibromialgia implica una tolerancia reducida al ejercicio, que significa un sobre-esfuerzo, y puede llevar a empeorar los síntomas.
Al mismo tiempo, la investigación muestra que el ejercicio mejora la fibromialgia. Parece una contradicción!.
La clave no está en «más» ejercicio, está en el ejercicio adecuado. Cada persona necesita calibrar su propia capacidad de ejercitarse, trabajar dentro de esos parámetros, y expandirlos gradualmente.
Para alguien con síntomas menores que no ha estado enfermo durante mucho tiempo, el ejercicio adecuado podría significar una hora de andar en bicicleta. Para un caso severo a largo plazo, podría ser caminar hacia el buzón y volver, o unos cuantos estiramientos de yoga.
Si el ejercicio se hace correctamente, lo que significa que no aumente los síntomas, es posible ir intensificando muy lentamente la tolerancia al ejercicio, y conseguir hacer más. Sin embargo, es un proceso gradual e individual.
El ejercicio «con constancia» es mucho más beneficioso que «más ejercicio».
Mito # 2: La fibromialgia es una enfermedad de mujeres ancianas
Es cierto que una gran parte de los diagnosticados son mujeres posmenopáusicas, y algunas investigaciones sugieren que el cambio hormonal puede desempeñar un papel en algunos casos. 
La fibromialgia puede desarrollarse en hombres y mujeres, niños y adultos.
Algunos defensores de los pacientes, se preguntan si los médicos no encuentran fibromialgia en hombres y niños, porque no la buscan, mientras que es algo que se asocia más fácilmente cuando se trata de mujeres mayores. Un hombre puede simplemente quedar sin diagnóstico, y de un niño puede decirse que son «sólo dolores de crecimiento». 
Este mito es perjudicial cuando se trata de la percepción pública también. Muchos hombres con fibromialgia dicen que son considerados débiles por tener una «enfermedad de ancianas», lo que los hace menos propensos a hablar con la gente acerca de ello. 
Actualmente, los hombres constituyen alrededor del 10% de los casos diagnosticados de fibromialgia.
¡Gracias por leernos!

By administrator

Publicado por irmizza

Tengo fibromialgia desde hace muchísimos años, debido a la poca información seria que encontraba respecto al tema, hace 9 años comencé un Blog en el cuál fui publicando información seria, de fuentes confiables. Esta es la función de mi sitio web, informar y ayudar a los pacientes de fibromialgia.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: