Fibromialgia, vivamos un día a la vez… ¡Nos sentiremos menos oprimidos y estresados!

No tiene sentido preocuparse por lo que nos depara nuestro futuro.

Sólo tenemos garantizado este momento en el tiempo. Debemos cultivar el hábito de tomar la vida un día a la vez, es mucho menos estresante. Preocuparse no modifica nada.

¿Sabías que la mayoría de las cosas por las que nos preocupamos, nunca suceden?
Es realmente un desperdicio de nuestra energía emocional. Nos impide vivir realmente y disfrutar de la gente que tenemos en nuestras vidas.
Escribe en un papel todas las cosas que te preocupan.
Ahora rómpelo o quémalo y di: ‘Ya no tendrán control sobre mí’.
Haz esto por lo menos una vez a la semana. Es muy liberador.
Trata de no quedar tan atrapado en tu dolor y sufrimiento que pierdas de vista las alegrías que te rodean. No es fácil, pero te  cambiará para mejor si vives el momento.
El tiempo es precioso, no lo desperdiciemos preocupándonos por lo que podría traer el mañana.
Prioriza lo que es importante para hoy.
Cuida de tu familia lo mejor que puedas, y permite que tu familia también cuide de ti. No les quites esa alegría.
Una buena idea es hacer un cartel que diga SÓLO POR HOY’ y ponerlo donde lo puedas ver todos los días.
Algunas personas dicen que simplemente no pueden soportar más.
Eso se debe al hecho de que solo observan cómo ocurrieron las cosas hasta ahora, y en base a ello proyectan lo que creen que será su futuro. Esta actitud puede ser abrumadora para cualquiera que viva pensando así.
Especialmente si vivimos con enfermedades crónicas como la fibromialgia. Deja ir el dolor de tu pasado y abraza el aquí y el ahora.
Planea para mañana, pero vive para hoy.
Cuando te centras en este día, haces la vida mucho más fácil de transitar. Si transitas la vida un día a la vez, reduces la ansiedad, y realmente puedes cambiar de una manera positiva tu perspectiva de vida.
Quizás pensando que hoy podría ser tu último día en la vida, algunas cosas que parecen tan urgentes sólo dejarían de tener importancia…
El dolor es un duro maestro. No pienses por adelantado en el dolor y el sufrimiento que puedas llegar a tener mañana. Solamente conseguirás afectar negativamente el día de hoy.

Política de privacidad del uso de productos de Google

Deja un comentario