Fibromialgia: comprendamos el origen del dolor.

Comprender el dolor: el dolor es una función vital del cuerpo humano que implica los nociceptores (receptores que captan el dolor o aquellos estímulos que pueden ser dañinos para el cuerpo) y el sistema nervioso central para transmitir los mensajes dañinos al cerebro.
En la fibromialgia los nervios periféricos envían demasiadas señales de dolor al cerebro hasta cinco veces más que en una persona sana. Eso puede convertir cosas simples como la presión leve, un roce en nuestra piel o incluso un picor, en dolor.
Los estímulos de dolor son detectados por los receptores nociceptores (las terminaciones de las células que detectan las sensaciones de dolor y las transmiten a otras áreas del sistema nervioso central. Responden golpes, roces, temperatura o químicos, pueden ser externos o provocados por el propio cuerpo). El proceso neural de la transmisión del dolor, el estímulo nociceptivo (receptores sensitivos que responden a estímulos que lesionan los tejidos del cuerpo o que podrían hacerlo) es convertido en señal eléctrica en los nociceptores.
Eso puede incluir la luz, el ruido y el olor además del dolor, y conduce a una sobrecarga sensorial que causa sensación de irritabilidad. El sentirse abrumados por estar recibiendo una información sensorial mayor a la que el cerebro puede procesar conduce a que la persona de manera inmediata se sienta frustrada, incómoda y molesta.   Le causa sensibilidad excesiva al tacto, movimiento, imágenes o sonidos.
Incluye la Alodinia: sensación de dolor desencadenada por estímulos que normalmente no causan dolor, por ejemplo: dolor provocado por un roce suave (alodinia mecánica) o de la presencia de un poco de calor o de frío (alodinia térmica).
Cuando una persona está expuesta a constantes y variados estímulos. Los niveles de tolerancia, de paciencia y de comprensión, se ven disminuidos, así como los niveles de ansiedad aumentados.
La hipersensibilidad Sensorial,   es la sensación exagerada de cualquier estímulo que algunas personas perciben de su entorno a través de los cinco sentidos, es decir de la vista, el olfato, el gusto, la audición y el tacto. Lo cual puede causar confusión, miedo, ansiedad y ataques de pánico.
Términos relacionados: Glutamato
Párr. de: centrelondres94.com, medlineplus.gov, 1aria.com, news-medical.net.

Deja un comentario