Entérate de un tratamiento natural para la Fibromialgia.

Un enfoque natural: 
Hierbas para los síntomas de la fibromialgia
Si usted es como la mayoría de los que tratan de aliviar los síntomas de la fibromialgia, probablemente ha probado numerosos medicamentos recetados, así como suplementos recomendados para aliviar sus síntomas.
Casi todos hemos probado todos los medicamentos conocidos, algunos específicos para la fibromialgia, otros antidepresivos, para el Parkinson, el Alzheimer, el dolor crónico y más. 
También probamos varios suplementos sin receta. Los médicos difieren en su opinión y enfoque, pero hacen todo lo posible para tratar de reducir el dolor, la fatiga, la niebla cerebral, y otros síntomas que sus pacientes tienen crónicamente.
Dadas las probabilidades, muchos médicos y sus pacientes buscan métodos alternativos para aliviar y reducir los síntomas. 
Las hierbas naturales son cada vez más populares entre los que tienen dolor crónico y fatiga.
Tipos de Hierbas
Al igual que los medicamentos, las hierbas son específicas en la orientación para tratar diversos síntomas. 
Para aclarar este tema, vamos a desglosar los remedios herbales en cinco categorías:
Hierbas sedantes
La fibromialgia puede ser vista como un trastorno crónico del sueño. 
Los relajantes remedios herbales que promueven el sueño, pueden utilizarse para lograr un sueño profundo y reparador, durante toda la noche.
No todas las hierbas sedantes funcionan de la misma manera para todos. 
La constitución de la persona y la energía de las hierbas deben ser tomadas en consideración.
Hierbas Adaptógenas
Los adaptógenos (Los adaptógenos son hierbas que poseen cualidades específicas que ayudan a tu cuerpo), nos pueden ayudar a ajustarnos o adaptarnos a situaciones de estrés, a soportar determinados procesos metabólicos y también a restaurar equilibrios dinámicos perdidos. Además nos pueden ayudar a aumentar la capacidad en nuestro rendimiento físico.
Una forma de pensar en los adaptógenos es la nutrición profunda, y el apoyo al sistema nervioso.
Algunos adaptógenos son, ashwagandha, matcha reishi, chaga, radiola, maca y astragalus, entre otros. Se recomienda usarlos por lo menos tres meses para obtener resultados satisfactorios. La mayoría son muy seguros, el único que se recomienda utilizar por periodos cortos es el ginseng, ya que es un estimulante. (Green Republic).
Hierbas anodinas
Las hierbas anodinas pueden ayudar a reducir el dolor y la incomodidad causadas por la fibromialgia.
Hierbas Carminativas
Hierbas carminativas promueven la digestión y puede ser una parte importante de la curación de un intestino irritable, que es a menudo un factor a tratar en la fibromialgia.
Hierbas inmunomoduladoras
La inmunomodulación de las hierbas, actúa suavemente, pero con eficacia, apoya el sistema inmune. Se utilizan con frecuencia para las personas con problemas del sistema inmunológico tales como, autoinmunidad, resfriados frecuentes, gripe y las alergias estacionales.
Hay algunos aspectos básicos a tener en cuenta al considerar los remedios herbales, como una alternativa a los medicamentos tradicionales, cuando se tratan los síntomas de la fibromialgia.
Una maratón, no una carrera
Una cosa que es de vital importancia para lograr verdadero éxito cuando se utilizan alternativas naturales a base de hierbas, y es la comprensión de que trabajan a un ritmo más lento que los medicamentos recetados, así que tenga paciencia con el fin de analizar los resultados.
Conozca las Distintas Hierbas!⇩⇩⇩

Deja un comentario