Junto a la Fibromialgia, ¿puede presentarse depresión y también trastorno bipolar?

La depresión y el trastorno bipolar, son dos enfermedades que pueden ocurrir junto a la Fibromialgia. Ambos son problemas médicos tratables. 

Infortunadamente muchas personas no buscan la ayuda que necesitan debido a malentendidos de los aspectos que rodean estas enfermedades, o al miedo que produce el estigma. 
La siguiente información puede ayudarle a saber más sobre las señales y los síntomas de los trastornos del estado de ánimo, de manera que pueda obtener la ayuda que necesita para usted mismo o un ser querido.
Indicios y síntomas de la depresión
• Tristeza prolongada o ataques de llanto inexplicables. Cambios en el apetito y el sueño.  
• Irritabilidad, furia, preocupación, agitación, ansiedad. Pesimismo, indiferencia. 
• Pérdida de energía, desgano persistente.  
• Sentimientos de culpa, falta de ánimo.
• Incapacidad para concentrarse, indecisión.  
• Incapacidad para disfrutar cosas que antes le agradaban, retirarse socialmente.
• Dolores inexplicables
• Pensamientos de muerte o suicidio
Si experimenta cinco o más de estos síntomas por más de dos semanas, o si alguno de estos síntomas interfiere con el trabajo o la familia, consulte a su médico para una evaluación profunda de su situación. Esta evaluación puede incluir un examen físico completo (algunas enfermedades pueden causar estos síntomas), una conversación abierta y honesta sobre cómo se siente y una revisión de sus antecedentes familiares.
Señales y síntomas del trastorno bipolar
El trastorno bipolar es una enfermedad mental que causa cambios extremos en el estado de ánimo que comprenden altos emocionales (manía o hipomanía) y bajos emocionales (depresión).
Estos cambios pueden ser graves, oscilando entre la energía extrema y la desesperación profunda. 
Los signos y síntomas del trastorno bipolar pueden comprender otras características, como depresión ansiosa, melancolía, psicosis u otros. De acuerdo con el momento en que ocurren los síntomas, estos pueden ser enumerados como ‘ciclos rápidos’ o ‘mixtos’. Los síntomas del trastorno bipolar pueden presentarse durante el embarazo o cambiar de acuerdo con las estaciones del año.

Tanto los episodios maníacos como los hipomaníacos incluyen tres o más de estos síntomas:

  • Optimismo anormal, nerviosismo o tensión,
  • Aumento de actividad, energía o agitación,
  • Sensación exagerada de bienestar y confianza en sí mismo (euforia),
  • Menor necesidad de dormir,
  • Hablar en exceso,
  • Ideas delirantes.
  • Distracción
  • Tomar malas decisiones, como hacer compras compulsivas, tener prácticas sexuales riesgosas o hacer inversiones absurdas.

El episodio depresivo mayor incluye cinco o más de los siguientes síntomas:

  • Estado de ánimo depresivo, sentirse triste, vacío, desesperanzado o con ganas de llorar.
  • Pérdida del interés o de la capacidad para sentir placer en casi todas las actividades,
  • Adelgazamiento sin motivo, aumento de peso, o disminución o aumento del apetito.
  • Insomnio o dormir demasiado,
  • Agitación o comportamiento más lento,
  • Fatiga o pérdida de la energía,
  • Sentimientos de inutilidad, culpa excesiva o sin sentido,
  • Lentitud de pensamiento o para concentrarse, o indecisión,
  • Pensar en el suicidio, planificarlo o intentarlo.
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la FM y otros temas de salud. No ofrece asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web.

Deja un comentario