Fibromialgia y el estrés: vivir con estrés constante arruina nuestra vida

Si bien el estrés agudo, dependiendo de las circunstancias, puede ser emocionante y fascinante el estrés crónico no lo es. Este es el estrés agotador que desgasta a las personas día tras día, año tras año. El estrés crónico destruye al cuerpo, la mente y la vida. Hace estragos mediante el desgaste a largo plazo. Es el estrés de la pobreza, las familias disfuncionales, de verse atrapados en un matrimonio infeliz o en un empleo o carrera que se detesta.

El estrés crónico surge cuando una persona no ve una salida a una situación deprimente. Es el estrés de las exigencias y presiones implacables durante períodos aparentemente interminables. Sin esperanzas, la persona abandona la búsqueda de soluciones.

Algunos tipos de estrés crónico provienen de experiencias traumáticas de la niñez que se interiorizaron y se mantienen dolorosas y presentes constantemente.

El estrés crónico puede ser el resultado de estresores cotidianos que no se atienden o no se manejan adecuadamente, así como de eventos traumáticos.

Las consecuencias del estrés crónico son graves, particularmente porque éste contribuye a la ansiedad y la depresión.  

Cuando la personalidad o las convicciones y creencias profundamente arraigadas deben reformularse, la recuperación exige el autoexamen activo, a menudo con ayuda de un profesional. El peor aspecto del estrés crónico es que las personas se acostumbran a él, se olvidan que está allí.

Las personas toman conciencia de inmediato del estrés agudo porque es nuevo pero ignoran al estrés crónico porque es algo viejo, familiar y a veces hasta se toma como algo más que forma parte de la vida. El estrés crónico mata a través del suicidio, la violencia, el ataque al corazón, el ACV, una embolia, una hemorragia o una trombosis e incluso el cáncer.

Las personas se desgastan hasta llegar a una crisis nerviosa final y fatal.   Debido a que los recursos físicos y mentales se ven consumidos por el desgaste a largo plazo, los síntomas de estrés crónico son difíciles de tratar, pueden requerir tratamiento médico, de conducta y del manejo del estrés.

Política de privacidad del uso de productos de Google

Deja un comentario