La Fibromialgia y el estrés. Halla 5 maneras fáciles de evitar que te dañe

Controlando el estrés y su impacto en tu Fibromialgia.

El estrés afecta directamente a nuestros niveles de dolor, por lo que es esencial que tratemos de mantener nuestras vidas lo más libres de estrés posible.

Muchas personas se guardan su estrés, lo que significa que cuanto más estresados ​​estamos, más presión ponemos en nuestro cuerpo.

¿Cómo podemos aliviar el estrés en nuestras vidas?

1. Identifiquemos que nos causa tensión 

Haz una lista de todas las cosas que te causan algún tipo de estrés. Una vez que tengas tu lista, marca todas las cosas sobre las que no tienes control. Esto es importante porque aunque no se puede controlar todo, probablemente se puede cambiar más de lo que pensamos.  

2. Implementa el cambio

Ten un diario durante una semana o dos para identificar qué situaciones crean el mayor estrés y cómo puedes responder a ellas. Una vez que hayas identificado algunas de las situaciones que te causan estrés, evítalas.

3. Ayúdate 

No puedo ser el único a quién la vida se le hace tan difícil. Todos lo pensamos ¿verdad? Por ejemplo, llegar tarde nos hace sentir estresados, pero prestemos atención al tiempo que nos lleva prepararnos y al tiempo de viaje que tendremos para llegar, a esto sumémosle unos minutos extra por cualquier imprevisto que pueda surgir. ¡Allí nos daremos cuenta de que llegamos tarde porque no habíamos calculado bien el tiempo que necesitamos!.  

4. Evita a las personas que te causan estrés 

No todo todas las personas que forman parte de nuestra vida son beneficiosas. Si analizamos a fondo a la gente de nuestro entorno, notaremos que hay algunos que no nos traen ninguna alegría ni satisfacción, tal vez nos estresan por su manera de ser. Si una persona en particular te estresa, limita la cantidad de tiempo que pasas con ella o, si puedes, termina la relación por completo.  

5. Encuentre una manera de aliviar el estrés 

Es importante saber cómo relajarse cuando se encuentra en una situación estresante, la eliminación de la acumulación de tensión es esencial. Los masajes son muy buenos para aliviar el estrés, pero esperar una semana para una cita con el masajista, no proporciona la relajación que pueda necesitar hoy.  

Algunas recomendaciones incluyen:

  • Da un paseo o pasa algún tiempo al aire libre, como en un parque, en el campo o en la playa…
  • Llama a un buen amigo para hablar -esto puede ayudarte a despejar tu mente o incluso encontrar soluciones a tus factores de estrés-
  • Lee un libro, escucha música, o mira una película relajante -algunas veces solo necesitas distraerte-
  • Comienza a meditar y a realizar ejercicios de respiración profunda para ayudar a disipar el estrés.
  • Aprende a concentrarte en una sola actividad, sin distracciones, y luego aplica esto a otras tareas de tu vida.
  • No te preocupes por las cosas que no puedes controlar, especialmente cuando conciernen al comportamiento de otras personas.
  • Mira el lado bueno -cuando te enfrentes a grandes retos, úsalos como oportunidades para aumentar tus habilidades y crecimiento personal-
  • Acepta que no puedes cambiar todo.

Párrafos de: Pharmaton

Política de privacidad del uso de productos de Google

Deja un comentario