Fibromialgia. Estoy muy cansado de estar enfermo

Estoy tan enfermo de estar enfermo de fibromialgia…

Tener una enfermedad crónica como la fibromialgia realmente te pasa factura.  Aumenta y disminuye pero nunca desaparece. 

El nivel de dolor de mi Fibromialgia me ha sobrepasado. 

Mi único escape eran mis sueños, pero ahora la fibromialgia ni siquiera me permite soñar. Me despierto tan dolorido que no me da ganas ni de moverme.  Estoy tan cansado cuando me levanto como cuando me voy a la dormir.

Haz más ejercicio, es lo que me dicen. 

No tienen idea de lo difícil que es hacer ejercicio cuando tienes un dolor y fatiga. Hago lo que puedo, camino distancias cortas, hago levantamientos de piernas en la silla, pero no es fácil.  Hago lo que puedo porque sé que es imprescindible para sentirme mejor. Desearía que las otras personas pudieran entender lo difícil que es.   

¡Baja de peso!:

Lo intento realmente lo hago. Sin poder ser tan activo como deberías ser es algo muy difícil de lograr. Sé que mi peso que aumentó después de enfermar, empeora el dolor. También empeora mi autoimagen, lo que no ayuda en nada. Desearía poder perderlo y estoy tratando de hacerlo, pero es un proceso lento y difícil.      

Toma tus medicamentos:

Sí, los tomo tal como me dijo el médico, pero no me ayudan lo suficiente. Echo de menos a mi familia y amigos, sé que tratan de ayudar pero también a ellos se les hace difícil.  El tratamiento multidisciplinario es algo que puede devolverme mi vida casi como era.     

¿Depresión?

Claro, lucho contra la depresión. Cuando tu cuerpo duele casi todo el tiempo es normal que cause depresión, ya hablé con mi médico y estoy en tratamiento. Creo que los que luchamos con la fibromialgia, somos mucho más fuertes de lo que la gente cree.

Ni siquiera puedo comer sin experimentar los síntomas. Como algo y tengo que ir corriendo al baño debido a mi SII.  La fibromialgia junto con las enfermedades coexistentes hacen muy difícil la vida. Intento mantenerme positivo.

Sé que me sentiré mejor, pero no llegaré a sentirme totalmente bien.  Aún así hay días buenos en los que puedo hacer más y disfrutar más. Me estoy cansando física, mental y emocionalmente. Trato de mantener la esperanza de que haya días buenos en el futuro y que algún día se pueda conseguir un cierto alivio. Se que debo tener esperanza, pero muchas veces se me hace difícil. 

Política de privacidad del uso de productos de Google

Deja un comentario