Siento dolor, fatiga, rigidez, niebla mental, ¿tendré Fibromialgia?

Llegando al diagnóstico de fibromialgia

Si tienes dolor crónico y fatiga durante más de tres meses, entre otros síntomas, puede que te preguntes si tienes fibromialgia.

Algunos de los síntomas más comunes de la fibromialgia son los siguientes:   ♦  Dolor generalizado

♦  Fatiga

♦  Niebla mental

♦  Rigidez en articulaciones y músculos.

♦  Síndrome del intestino irritable

♦  Dolores de cabeza

♦  Dolor de mandíbula

♦  Ansiedad o depresión

Si tienes algunos de éstos síntomas aparte del dolor y la fatiga, quizás quieras saber cuál es el proceso de diagnóstico para la fibromialgia. Desafortunadamente, en este momento no se puede hacer una sola prueba para diagnosticar definitivamente la fibromialgia.         

Un paciente satisface los criterios diagnósticos para la fibromialgia si cumple las 3 condiciones siguientes:

  • Índice de dolor generalizado ≥ 7 y escala de gravedad de síntomas≥ 5, 
  • Los síntomas han estado presentes a un nivel similar al menos 3 meses.
  • El paciente no tiene una enfermedad que pueda explicar el dolor.

El dolor producido por la palpación debe estar presente en al menos 11 de los siguientes lugares.

  • Parte posterior inferior de la cabeza: bilateral.
  • Cervical inferior: bilateral.
  • Trapecio: bilateral, está ubicado en la espalda justo debajo del cuello.
  • Supraespinoso: bilateral, se encuentra en la región posterosuperior del hombro.
  • Segunda Costilla: bilateral, en la 2ª unión condrocostal, a los lados de la unión.
  • Epicóndilo: bilateral, 2 cm. distal a los epicóndilos, (codos).
  • Glúteo: bilateral.
  • Trocánter mayor: bilateral, punto de unión de los tendones de cinco músculos.
  • Rodilla: bilateral.

La palpación se realiza con una fuerza aproximada de 4 Kg. Para que un punto doloroso sea considerado positivo, el paciente debe sentir dolor. La simple molestia no es considerada dolor.El dolor en todo el cuerpo debe sentirse durante al menos 3 meses. La presencia de una segunda condición no descarta el diagnóstico de fibromialgia.

Aunque estos criterios son de clasificación y no diagnósticos, son aceptados y utilizados para el diagnóstico de la fibromialgia, desde su creación sustituyen a todos los utilizados anteriormente. Los pacientes tendrán fibromialgia si satisfacen ambos criterios.

¿Quién diagnostica la fibromialgia?

El primer paso es ver a tu médico clínico, quien muy probablemente te derive a un reumatólogo.     

Algunas de las pruebas que pueden hacer incluyen:

  •     Pueden realizarse análisis de sangre y 
  •     pruebas de imagen, 

Con el fin de descartar otras enfermedades que puedan confundir el diagnóstico, como:

  •     depresión,
  •     lupus,
  •     infecciones,
  •     síndrome de Sjögren,
  •     artritis reumatoide,
  •     espondilitis anquilosante,
  •     problemas de tiroides, u
  •     otras enfermedades reumatológicas o traumatológicas.

¿Es la fibromialgia un diagnóstico real?

Hay algunos que todavía creen que un diagnóstico de fibromialgia es el código médico para ‘No sé realmente qué es lo que te pasa’. Pero este simplemente no es el caso, porque la fibromialgia es una enfermedad real. Los expertos creen que la fibromialgia puede ser causada por un mal funcionamiento del sistema nervioso. Los investigadores que usan imágenes de resonancia magnética para examinar los cerebros de las personas con fibromialgia han encontrado irregularidades en la parte del cerebro que procesa las señales de dolor.  Todo indica que esta parte del cerebro aumenta la intensidad de las señales de dolor normales, lo que podría hacer que el paciente perciba dolor sin una causa física real.

¿Por qué todavía hay un estigma tan grande en torno a la fibromialgia?

Parte del problema es que las personas con fibromialgia se ven saludables a pesar de que no se sienten bien. Esto es algo difícil de comprender para quienes nos rodean, la idea es que alguien que está enfermo tiene que ‘verse enfermo’. Mientras pasa el tiempo y las nuevas investigaciones van mostrando la realidad de la fibromialgia, las personas van a comenzar a comprender de qué se trata realmente.      

Aprender a lidiar con el diagnóstico de fibromialgia

Por ahora no hay un tratamiento exclusivo para la fibromialgia.  Pero sí hay muchas cosas que pueden ayudarnos a tener una mejor calidad de vida:

♦ Medicación.

Hay medicamentos recetados y de venta libre que pueden ayudar a disminuir los niveles de dolor. ♦ Suplementos. Las vitaminas y los suplementos pueden ayudar con una variedad de síntomas, como dolor, fatiga, calambres musculares y pueden ayudar a dormir mejor.

♦ Ejercicio.

El ejercicio suave y de bajo impacto, es una de las mejores maneras de disminuir el dolor. Encuentra el equilibrio en tus niveles de actividad así podrás ayudar a reducir los síntomas.

♦ Grupos de apoyo.

Tener un buen sistema de soporte es una parte importante de sobrellevar el fibromialgia. Tener personas que ofrezcan ayuda práctica es genial, pero tener a alguien que escuche y ofrezca apoyo moral es invaluable.

No todos tienen personas que puedan brindar ese tipo de apoyo. Aquí es donde entran en juego los grupos de apoyo. Ya sea que se reúna con un grupo local o converse con personas en línea, contar con otros que estén pasando por lo mismo puede ser una excelente para ayudarnos a sobrellevar la situación.

Política de privacidad del uso de productos de Google

Deja un comentario