Síntomas menstruales únicos que soporté en mi juventud con Fibromialgia

En un seminario nacional de fibromialgia, después de experimentar sus síntomas desde la infancia. Aprendí que mis síntomas menstruales inusuales no me habían ocurrido a mi solamente.  Las compañeras pacientes relataron haber tenido síntomas similares a los míos, y que eran completamente diferentes de los de sus amigas, o familiares sanas.

 
Comencé a menstruar a los 10 años de edad, en esos tiempos las niñas se referían a su período como su «amigo». El mío era cualquier cosa menos un amigo. Pero a diferencia de cualquier otra chica que yo conocía, los espasmos no eran el peor de mis problemas.
Cada mes, varias horas antes de que comenzara mi período empezaba una gran y dolorosa tensión muscular. Estaba en un estado de desesperación. Quería gritar por esta razón. Parecía que tenía dos bandas elásticas una desde el abdomen hasta los dedos de los pies, la otra desde el abdomen hasta los dedos de las manos, y que tironeaban simultáneamente. Mis puños se cerraban. Yo sudaba profusamente y gemía involuntariamente. 
Ningún analgésico aliviaba esta agonía. Sólo dormir (aunque sólo sea por unos pocos minutos) aliviaba esa tensión, y el motivo de lo que me ocurría aparecería en mi ropa interior al despertar.
 
 

Cada mes, pasé por el mismo  horrible proceso. 
Sufría demasiado, me avergonzaba, pedía permiso en clase para ir a ver a la enfermera. Yo le decía que tenía calambres (era más fácil que tratar de explicar lo que realmente sentía) me enviaba a mi casa, apenas caminaba acurrucada por el dolor, y me metía en la cama. Me quedaba allí, llorando hasta quedarme dormida. 
Una vez que el flujo comenzaba, estaba bien hasta la próxima menstruación que ocurría en cualquier momento entre 18 a 45 días después del comienzo de la anterior. Durante todo ese intervalo, rezaba para que la siguiente vez fuera durante la noche o un fin de semana. Así estaría más cerca de mi cama. 

Como hice con tantas cosas en mi juventud con fibromialgia, sin saber que la tenía, consideré que esto era normal. 

Cuando finalmente me di cuenta de lo diferente que era mi experiencia a la de mis amigas, de mala gana permití que mi madre me llevara a un médico. Estaba desesperada por el horrible dolor. Habría hecho absolutamente cualquier cosa para no sufrir de esa manera otra vez.
Esta fue mi primera experiencia tratando de describir síntomas «insólitos» a un médico. Tristemente ninguna explicación pudo hacer que el amable y viejo doctor entienda mi problema. 
No estoy segura de si él podría haber hecho por mí, incluso si lo hubiera entendido. Por decepcionante que fuera, me sentí más aliviada al ver que no fue necesario ningún examen interno. El médico le dijo a mi madre (como si yo ni siquiera estuviera allí) que con el tiempo aprendería a vivir con «tener espasmos» y lo que significaba ser una mujer. Pero estaba equivocado. Lo que tenía nunca eran «espasmos» y nunca aprendí a vivir con lo que fuera que tenía. 
Este martirio se repitió cada mes hasta que comencé a tomar pastillas anticonceptivas. Si hubieran sido inventadas en 1957 y prescritas para la menstruación dolorosa como lo son hoy, podrían haberme salvado de un mundo de dolor.
 
Las conversaciones que tuve con compañeras de fibromialgia en este seminario, fueron la primera fuente de consuelo que he tenido sobre este tema. Igual que yo, ellas buscaban comprensión y la certeza de que no estaban locas. 
Pero sobre todo, anhelábamos encontrarnos con otra persona que pudiera decir honestamente: «¡He tenido exactamente lo mismo!» 
Cuando varias de ellas describieron que sufrieron de un estado desesperante de tirantez dolorosa acompañada de sudoración, apretando las manos y los pies, que era aliviada sólo por el sueño, casi me eché a reír del alivio. 
Por supuesto, solamente podríamos especular sobre qué hizo que nuestras experiencias fueran tan horribles, comparadas con las de nuestras compañeras sanas. 

 

Ha habido los estudios que han explorado la influencia del ciclo menstrual en dolor y la emoción en mujeres con fibromialgia. El dolor y los componentes emocionales se han fijado en las fases del ciclo menstrual.

Los resultados han revelado que las mujeres con fibromialgia experimentan más dolor, síntomas menstruales dolorosos y humor irritable comparados a las mujeres sanas, o con las mujeres con otra condición dolorosa como artritis reumatoide.

Una cosa sabemos con seguridad: con la menstruación como en tantas otras cosas los cuerpos sensibles por la fibromialgia, responden de manera diferente que las personas sanas. 
Compartir estas tristes experiencias nos ayuda a sentirnos menos solas.
 
 

 
 
¡Gracias por leernos!

Testimonio de una paciente

Por: B. Cetina

Imagen de: Guía infantil

Política de privacidad del uso de productos de Google

6 Afecciones Relacionadas con la Fibromialgia que no Aquejan a Todos los Enfermos. Cuáles son?

 
Una gran cantidad de problemas y síntomas pueden estar vinculados a la fibromialgia. 
Usted puede experimentar algunos, así como otros no. 
Basta decir que es más que sólo dolor y fatiga. 
Si experimenta uno o más de los siguientes síntomas, puede conversarlo con su médico, y ver qué terapias están disponibles para disminuir su gravedad.

 

 
Dolores de cabeza: 
Pueden ser cefalea en racimos, tensional o migraña. 
De cualquier manera, los dolores de cabeza son muy desagradables, y pueden ser debilitantes.
 
Enfermedades autoinmunes: 
Aunque la FM no se ha establecido como un trastorno autoinmune, pero se ha demostrado que es frecuente que se presente en personas diagnosticadas con enfermedades autoinmunes, como lupus o artritis reumatoide. 
 
Según el Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidente Cerebral, esta condición es un trastorno neurológico sensorial con síntomas originados en el cerebro. 
Por lo general afecta por la noche y se ha clasificado como un trastorno del sueño. Aquellos que sufren de síndrome de piernas inquietas necesitan mover sus piernas para aliviar los síntomas, incluyendo dolor, incomodidad, sensación de fuego (aunque al tacto estén tibios), picazón, cosquilleos o pinchazos. Puede ser doloroso, incómodo, molesto y muy irritante.
 
El SII se caracteriza por cólicos dolorosos, náuseas, diarrea, estreñimiento, hinchazón y gases. Es una enfermedad crónica sin cura en estos momentos, pero si elimina los alimentos que la desencadenan, ya no experimentará los horribles síntomas.
 
Una deficiencia de serotonina y norepinefrina causa estas cuestiones, así como el dolor de la fibromialgia. 
Por eso que la comunidad médica prescribe antidepresivos o medicamentos anti-ansiedad que también ayudan con el dolor. 
No estoy segura que experimenté primero si depresión o fibromialgia. He estado con antidepresivos durante años, y creo que tenía síntomas de fibromialgia desde que era una niña.
 
👉👉Obesidad
Supongo que esto es en parte debido a nuestro estilo de vida más sedentario, pero también los efectos secundarios de algunos medicamentos. 
Creo que si nos movemos un poco más y ajustamos nuestras dietas, incluyendo más alimentos frescos, veremos algunas mejoras en esta área. 
Al menos eso ha demostrado ser cierto para mí.

 

Estoy segura de que hay otras condiciones relacionadas con la fibromialgia que no he enumerado. 
Es una complicada y loca recopilación de síntomas que nos mantiene con dolor y regularmente consultándole a nuestro doctor. 
 
 
 
¡Gracias por leernos!
By administrator

Le diagnosticaron Fibromialgia? Por qué deberían hacerle pruebas para la enfermedad de Lyme?

 

 

Hay una gran cantidad de casos y vemos muy seguido noticias relacionadas a alguna celebridad que es diagnosticada con la enfermedad de Lyme, desde Avril Lavigne, a Yolanda Foster, la estrella de Real Housewives. 

En un programa de TV, Lavigne comentó que los médicos descartaban sus síntomas y decían que estaba deprimida, estresada, o fingía síntomas.

 

 

Lavigne rompió en llanto en cámara, y describió cómo hubo momentos en que pensó que estaba muriendo. Las experiencias que pasó son muy frecuentes.

Los pacientes que terminan siendo diagnosticados con fibromialgia o enfermedad de Lyme, podrían haber tenido una experiencia similar en el trayecto hasta obtener un diagnóstico oficial, con los médicos culpando de los síntomas al estrés, o la depresión.
 
Ambas condiciones causan síntomas similares, dolor intenso, dolores musculares, de cabeza, trastornos cognitivos como niebla cerebral y pensar una palabra pero decir otra, problemas neurológicos, depresión, ansiedad y fatiga despiadada.
Es posible que no sepa lo común que es la enfermedad de Lyme.  Sabía que la enfermedad de Lyme es la principal epidemia transmitida por insectos (en este caso arácnidos) infectados, en todo el mundo?

 

 
Imita enfermedades comunes como la fibromialgia, el síndrome de fatiga crónica (encefalomielitis miálgica), artritis reumatoide, y esclerosis múltiple, así como afecciones psiquiátricas, como depresión y ansiedad.
Las estadísticas del CDC muestran que 10 veces más personas han sido afectadas por Lyme de lo que se sospechaba anteriormente.
Si usted ha sido diagnosticado con fibromialgia, es posible que haya sido examinado para la enfermedad de Lyme en algún momento, antes de que su médico llegue a la conclusión de su diagnóstico de fibromialgia.
¿Significa eso que usted no tiene enfermedad de Lyme si su prueba fue negativa? Puede que no.
Dado que el análisis de sangre para el diagnóstico de la enfermedad de Lyme ha demostrado ser poco fiable, casi el 56% de los pacientes con enfermedad de Lyme da negativo.
Para los enfermos de fibromialgia, eso probablemente significa que un cierto porcentaje de las personas diagnosticadas con fibromialgia, puede estar sufriendo de la enfermedad de Lyme.
Si piensa que puede tener la enfermedad de Lyme, consulte con su médico y arregle para someterse a las pruebas necesarias.
Cualquier enfermedad que le afecte, por favor dese cuenta de que usted es el mayor defensor de su salud.
Nadie se preocupa más por su salud que usted, y sólo usted sabe cómo se siente.
Nunca deje que un médico o cualquier otra persona le diga cómo debe sentirse.
Si sus preocupaciones no están siendo escuchadas como usted quisiera, podría ser el momento de considerar la búsqueda de un nuevo médico.
Tome el control de su salud y su vida.
Es muy importante agradecer especialmente a Avril Lavigne y a todas las celebridades que hablaron de sus enfermedades, es muy valiente y sumamente necesario para concientizar a las personas respecto a la existencia de estas enfermedades.
¡GRACIAS POR LEERNOS!
Por: B. Cetina

El dolor en la Fibromialgia y la gravedad de los síntomas. Nueva lista para medirlos.

 

 

El ‘dolor polisintomático’ es una escala derivada de las variables establecidas por el Colegio Americano de Reumatología, para los criterios diagnósticos de la fibromialgia, es decir el índice de dolor generalizado y la gravedad de los síntomas.

La escala permite evaluar el efecto del dolor en los pacientes con síntomas clínicos relacionados con el dolor en general, y no sólo en los pacientes de fibromialgia.
 
 
 
 
 

Un estudio informó recientemente un nuevo sistema de clasificación para evaluar a los pacientes con fibromialgia.
La fibromialgia se caracteriza por un conjunto de síntomas que incluyen dolor musculoesquelético crónico generalizado, con fatiga, rigidez y entumecimiento, respuesta dolorosa a la presión, dolores de cabeza, sueño no reparador, ansiedad o depresión  y alteraciones del estado de ánimo.
La fibromialgia puede afectar la capacidad de las personas para llevar a cabo las tareas diarias simples, comprometiendo su calidad de vida. Las causas de la fibromialgia no son claras, pero se cree que los mecanismos genéticos, neurofisiológicos (sistema nervioso) y psicosociales (hace referencia a la relación entre el individuo y su entorno social) están involucrados.

 

El ‘dolor polisintomático’, es una escala derivada de las variables 

establecidas por el Colegio Americano de Reumatología para los criterios 


diagnósticos de la fibromialgia, es decir, el índice de dolor generalizado 


la gravedad de los síntomas.

 


La escala permite evaluar el efecto del dolor polisintomático en los pacientes con síntomas clínicos relacionados con el dolor, y no sólo en los pacientes de fibromialgia.
La escala de dolor polisintomático no está dividida en categorías que reflejen la gravedad de la enfermedad.
En este estudio, los investigadores desarrollaron categorías clínicas 
dentro de la escala de dolor polisintomático. 
El equipo analizó 2.732 pacientes con artritis reumatoide, una enfermedad autoinmune que conduce a la inflamación crónica de las articulaciones y otras partes del cuerpo, y que puede causar deformidad dolorosa y la inmovilidad de los dedos, las muñecas, los tobillos y los pies.
La artritis reumatoide fue seleccionada debido a que sus síntomas pueden ser muy similares a los de la fibromialgia, y pueden conducir a un diagnóstico equivocado entre las dos condiciones.
Según este sistema, la fibromialgia no puede ser diagnosticada a menos que el paciente tenga una puntuación del dolor polisintomático de al menos 12. El dolor, la severidad de la enfermedad, el estado funcional, componentes físicos y mentales, la depresión y la ansiedad se analizaron con todas las variables.
 
Los puntajes del dolor polisintomático de 12 o más altos se encuentran generalmente en correlación con los criterios de la artritis reumatoide.
No todos los pacientes con puntuaciones por encima de 12 cumplieron con los criterios requeridos para un diagnóstico de fibromialgia.
El equipo de investigación llegó a la conclusión de que las categorías del dolor polisintomático definidas son clínicamente notorias en cuanto a la gravedad de la enfermedad, y que esta escala podría ser considerada una herramienta de diagnóstico útil no sólo en pacientes con fibromialgia, sino también en pacientes que sufren otras clases de dolor.
«Las ventajas de la escala de criterios del dolor polisintomático para medir la gravedad son varias. En primer lugar, la escala es fácil de usar y de anotar, y cada vez se está utilizando en más pacientes con fibromialgia«. «En segundo lugar, proporciona una medida general útil de la gravedad de la fibromialgia«.
Por último, se puede utilizar en todos los pacientes, no sólo aquellos con fibromialgia -sobre todo porque lo que se mide con la escala del dolor polisintomático es una cantidad de dolor universal-, no una puntuación solo utilizada para la fibromialgia«.
 

 
Gracias por visitarnos!
 
Por: B. Cetina
Imagen de: FEMEXER
 
El estudio: «The use of polysymptomatic pain in the Fibromyalgia (FM) Assessment Categories and its Severity» fue realizado por un equipo internacional en el Banco Nacional de Datos de Enfermedades Reumáticas y la Universidad de Kansas.
 

Puntuación: 1 de 5.

Qué Es La Fibromialgia? Cuáles Son Los Desencadenantes?

Se dice mucho, pero… ¿Qué causa la fibromialgia?

La fibromialgia es una condición seriamente confusa. 
La ciencia todavía tiene que descubrir una causa clara de la fibromialgia. 
La gran cantidad de investigación en todos los temas relacionados, desde la serotonina, a las fibras nerviosas pequeñas es abrumadora.

Es frustrante para los pacientes, que sólo están tratando de entender lo que está pasando dentro de sus cuerpos! 
Compartiremos las teorías principales acerca de lo que causa la fibromialgia, todo en un solo lugar, y con claridad.
Los investigadores han identificado algunos factores de riesgo claros para la fibromialgia. 
Una persona es más probable que sea diagnosticada con fibromialgia si un miembro de la familia cercano también tiene la enfermedad. 
Tener un trastorno del sueño (como la apnea del sueño), o un trastorno reumático (como la artritis reumatoide), hace más probable que alguien sea diagnosticado con fibromialgia.
La fibromialgia puede ser desencadenada por una lesión, infección o estrés intenso, en alguien predispuesto a desarrollar la enfermedad.

Mensajes mixtos:
Si tiene fibromialgia, no le sorprenderá saber que los pacientes tienen una mayor sensibilidad al dolor.
Los investigadores han encontrado que esta sensibilidad es causada por problemas en las vías de procesamiento del dolor del sistema nervioso central (el cerebro y la médula espinal).

Esto se llama «sensibilización central» y es la teoría más aceptada para la causa de la fibromialgia. 
Todavía no sabemos qué desencadena la sensibilización central, aunque algunos expertos creen que el estrés, las lesiones o las infecciones pueden desempeñar su papel.

Vamos a hacer una breve actualización de la biología del sistema nervioso. 
Una sensación de dolor en la piel o los músculos «la periferia», desencadena una señal nerviosa que viaja por la médula espinal.
La señal de dolor puede ser amplificada o amortiguada, a través de neurotransmisores como la sustancia P. 
La señal de dolor es enviada al cerebro, donde activa diferentes regiones, incluyendo la corteza somatosensorial y el sistema límbico, que procesa la respuesta emocional al dolor .
La actividad cerebral también puede amplificar la sensación de dolor. 
Muchos estudios de pacientes con fibromialgia, han encontrado niveles anormales de diferentes neurotransmisores involucrados en el procesamiento del dolor, incluyendo serotonina, dopamina, glutamato y sustancia P.

Nuestro sistema nervioso, excesivamente sensible, amplifica las sensaciones de dolor que provienen de nuestros músculos o piel. 
Sentimos dolor cuando otras personas sólo experimentan una ligera presión.
Los estudios de imágenes cerebrales de personas con fibromialgia, muestran una mayor actividad en regiones cerebrales que procesan el dolor, en respuesta a sensaciones dolorosas y no dolorosas, acompañadas de respuestas neuronales alteradas.
Los medicamentos para la fibromialgia, como Cymbalta, aumentan el nivel anormalmente bajo de neurotransmisores, como la serotonina, mientras que otros, como Lyrica trabajan para disminuir el número de señales nerviosas dolorosas. 
Las prácticas mente-cuerpo como la meditación consciente parecen reducir el dolor, cambiando la actividad cerebral de maneras que amortiguan las sensaciones del dolor.

¡GRACIAS POR LEERNOS!
By Administrator

Fibromialgia y Espondiloartritis juntas. Empeoran la calidad de vida

Los pacientes con espondiloartritis axial (se manifiesta principalmente a nivel articular, con lumbalgia crónica, rigidez y en ocasiones, artritis, Psoriasis, inflamación ocular y/o afectación del tubo digestivo), muchas veces se ven afectados por fibromialgia, que empeora su calidad de vida.

La salud física y psicológica se ve afectada por la presencia de fibromialgia asociada, pero no afecta los niveles de inflamación ni la mayoría de los síntomas de la enfermedad no relacionados con la columna vertebral.
La espondiloartritis axial se caracteriza por la inflamación de las articulaciones, entre ellas las vértebras, las sacroilíacas y la unión del hueso, músculo y tendones, es una condición en la que la inflamación en la columna vertebral hace que algunas vértebras se fusionen, haciendo que el enfermo tome una postura encorvada. 

A diferencia de la fibromialgia, la enfermedad es más común en los hombres.
Los médicos han observado que la fibromialgia aparece a veces entre estos pacientes, hasta ahora las dos condiciones no se habían estudiado en conjunto. 


Desde 2015, los enfermos incluidos en el registro de pacientes también son examinados para la fibromialgia.
De los 886 pacientes incluidos en el estudio, el 69% eran hombres y el 17,7%, o uno de cada seis, fueron diagnosticados con fibromialgia
Los pacientes incluidos habían iniciado recientemente tratamientos con anticuerpos contra el factor de necrosis tumoral (proteína culpable de iniciar y magnificar la reacción de inflamación que padecen los pacientes de artritis reumatoide), para hacer bajar la inflamación, y otros nunca habían utilizado ningún fármaco biológico.
Los que tenían espondiloartritis axial y fibromialgia, obtuvieron la puntuación más alta en en cuanto a la evaluación de la gravedad y el efecto de la condición de su columna vertebral. Además eran más propensos a tener ansiedad, depresión y fatiga significativa. Asimismo obtuvieron puntuaciones más bajas en las mediciones en relación a la calidad de vida.
Sólo el 3% de los pacientes con espondiloartritis axial, declaró que tuvo que faltar al trabajo por motivo de su condición, el 17% de las personas con ambas condiciones reportaron ausentismo laboral.
Cuando trabajan, el 52% de los que padecen fibromialgia afirmaron que su trabajo se deterioró aproximadamente a la mitad. 
En cambio el número de pacientes con espondiloartritis sin fibromialgia, el deterioro laboral fue del 23%.
Los niveles de proteína C reactiva -un marcador de inflamación- fueron similares en los dos grupos de pacientes. El único síntoma no relacionado a la columna vertebral que fue más común entre los que también tenían fibromialgia, eran las articulaciones hinchadas.
La presencia de fibromialgia también fue igual en los pacientes que tenían una historia de TNF -terapia de bloqueo-, en comparación con aquellos que nunca usaron drogas biológicas.
El desarrollo de enfoques de tratamiento que aborden las necesidades no satisfechas de los pacientes con espondiloartritis axial y con fibromialgia como enfermedad paralela, debe ser una prioridad de investigación actual.

GRACIAS POR LEERNOS!
Por: B. Cetina
Imagen de: ANDigital

6 cosas que las personas deberían saber respecto al enfermo de dolor crónico o Fibromialgia.

La vida es dura para las personas con una enfermedad crónica, Fibromialgia, Osteoartitis, Artritis Reumatoide, etc., pero a pesar del dolor y la fatiga y todos los demás síntomas y efectos secundarios, muestran una extraordinaria pasión por la vida y por  tratar de lograr lo máximo posible.

A continuación una lista de 6 cosas importantes que se deben saber respecto a las personas que viven con una enfermedad crónica.

1) Poseen una fuerza profunda.

La persona que tiene una enfermedad crónica generalmente es capaz de 
manejar su vida diaria, independientemente de tener un dolor agudo o 
sentir fatiga extrema u otros síntomas. 
Muchos trabajan, tienen familias, dirigen el hogar y algunos hasta cuidan a 
otras personas con enfermedades crónicas. No se dan por vencidos, no importa lo difícil que resulte, luchan cada día para salir adelante.

2) Son empáticos con el dolor de los demás.

Sabiendo en carne propia lo que es vivir con dolor constante, quienes tienen cualquier enfermedad crónica tienden a tener más empatía y comprensión para los demás que están en situaciones similares. Suelen ser los primeros en prestar ayuda cuando es necesario.

3) Muchas veces sufren en silencio.
Saben que los demás no desean oír hablar de su dolor o sufrimiento, por ello muchas personas con enfermedades crónicas sufrirán sus dificultades en silencio. Pueden perder compromisos sociales porque están demasiado enfermos 

para asistir.

Tratan de mostrar que están bien y mayormente no parecen enfermos. 

Esto puede ser debido a que han hecho un esfuerzo adicional con su 

apariencia para enmascarar cómo se sienten, o que están tratando sus 

síntomas con medicamentos, para poder pasar el día a día.

4) Tienen una visión diferente de la vida.
Cuando alguien se enfrenta a una enfermedad crónica, y posiblemente a su propia mortalidad, tiende a dar importancia a cosas diferentes. Buscarán a nuevas oportunidades, tratará de no dejar las cosas para mañana, o sufrir por cosas pequeñas y también de disfrutar de los placeres simples en la vida.

5) Pueden perderse eventos sociales sin previo aviso.

Con una enfermedad crónica, los síntomas pueden ir y venir. 

Sólo porque una persona se siente bien un día, no significa que se sentirá 

bien al siguiente. La imprevisibilidad de su enfermedad significará que también los enfermosson impredecibles. No se desilusionen si no se presentan a su evento, si

pudieran estar allí por supuesto que estarían!.
6) Necesitan su apoyo y comprensión.Las personas con enfermedades crónicas tienen suficiente con lidiar con 

la vida que les tocó, confían en su familia y amigos, para que puedan 

entender sus circunstancias y apoyar sus necesidades. 

No esperan ofertas de ayuda, pero ciertamente que las aprecian. 

Apartar un momento para llamarlos y preguntar cómo se sienten, les hará 

saber que está allí para ellos. También necesitará entender que temas como depresión, ira, frustración y autocompasión pueden presentarse de vez en cuando. 

Permitir al enfermo tiempo para trabajar sobre estas emociones es 

esencial. Es muy importante estar allí para escuchar, ofrecer amor y apoyo 

incondicional.

Gracias por leernos!
Imagen de: 65yMás.com

Dolor de cuerpo y cansancio, temas de todos los días en la Fibromialgia…

Puede haber una asociación entre la fibromialgia y el síndrome de piernas inquietas, un trastorno sensorio-motor neurológico, caracterizado por un deseo abrumador de mover las piernas cuando están en reposo.

Es más común entre los pacientes con fibromialgia y con artritis reumatoide que entre las personas que no tienen estas condiciones.
Comprender esta asociación ayudará a los médicos a buscar y manejar los síntomas de del Síndrome de piernas inquietas, entre los pacientes con fibromialgia.
 
Hay una variedad de condiciones que podrían conducir al dolor generalizado y la fatiga crónica.
La fibromialgia normalmente también incluye dificultades cognitivas, angustia psicológica, fatiga debilitante inexplicable, y no aliviada por el descanso.
Las personas con fibromialgia también pueden sufrir trastornos del sueño, como la respiración desordenada. Antes de buscar ayuda médica para la fibromialgia, se recomienda mantener un diario del sueño.
Mira más:

SÍNTOMAS:
Fibromialgia por lo general incluye una amplia gama de síntomas, incluyendo la combinación de los siguientes:
•  Dolor generalizado
•  trastornos del sueño
•  Fatiga diurna crónica
•  Rigidez matinal en las articulaciones y los músculos
•  migrañas
•  síndrome del intestino irritable
•  Períodos menstruales dolorosos
•  Entumecimiento u hormigueo de las extremidades
•  Síndrome de piernas inquietas
•  Sensibilidad a la temperatura
•  Mareos y problemas de equilibrio
•  Problemas cognitivos y de memoria
•  Trastornos del estado de ánimo tales como depresión y ansiedad

TRATAMIENTO:
No hay medicamentos aprobados específicamente desarrollados para la fibromialgia, pero sí hay medicamentos comúnmente utilizados para otras condiciones que son eficaces para los síntomas de la fibromialgia.
Al tratar la fibromialgia muchos médicos se centran principalmente en el tratamiento farmacológico, pero los métodos como el ejercicio, y las terapias de masaje se ha demostrado que benefician a los pacientes también. Mejorar el sueño generalmente reduce el dolor y la fatiga, y mejora el funcionamiento durante el día.
Ningún plan de tratamiento es igual para todos los pacientes con fibromialgia.
Los que consisten en una combinación de terapias farmacológicas y no farmacológicas deben diseñarse para cada paciente, y el médico puede tener que probar varias combinaciones diferentes antes de conseguir mejorar los síntomas del paciente. Lo importante a tener en cuenta es que cualquier plan de tratamiento debe abordar tanto el alivio del dolor como la minimización de trastornos del sueño.
La fibromialgia es una condición persistente para la cual no hay cura. Es común que los síntomas de la fibromialgia aumenten y disminuyan.
Pueden ser más severos en ciertas épocas del día, del mes o del año y pueden remitir por un período extendido de tiempo, solamente para reaparecer más adelante sin ninguna razón evidente, o después de un acontecimiento traumático tal como un accidente de automóvil. 
Pero hay maneras de hacer frente a los síntomas de la fibromialgia y prevenir la exacerbación del dolor.
 
Estos son algunos consejos:
Priorizar el sueño: -es importante para las personas con fibromialgia mantener un horario regular de sueño, y recibir tratamiento para los trastornos del sueño, si es necesario-.
Crear un ambiente tranquilo -el dolor crónico es sabido que se intensifica en presencia del estrés.
Ejercicio: el ejercicio regular mejora los síntomas en algunos pacientes.
Para las personas con fibromialgia, las actividades de bajo impacto como caminar, yoga o nadar son la mejor opción.
Medicación: trabaje con un médico para desarrollar un régimen eficaz de medicamentos.
Masajes: -el masaje suave, la respiración profunda, y las técnicas de relajación-, son generalmente considerados beneficiosos con respecto al tratamiento del dolor crónico.

Demasiados síntomas de Fibromialgia! La innegable realidad de estar rotos por dentro.

La fibromialgia no es sólo dolor!

Hay mucho más…
1.  95% de los fibromiálgicos presentan fatiga durante el día.
2.  93% de las personas con fibromialgia empeoran los síntomas después de un trabajo físico.
3.  90% de los pacientes con fibromialgia es sensible a los 👉👉cambios climáticos, empeorando los síntomas.
4.  89% de los fibromiálgicos tienen dificultad para concentrarse.
5.  86% de los afectados tienen hinchazón o distención abdominal.
6.  85% tienen 👉👉parestesia.
7.  83% se enferman de Encefalitis miálgica (SFC).
8.  80% de las personas con fibromialgia tienen 👉👉dolor de cabeza (migraña) y trastornos del sueño.
9.  70% – 80% tienen 👉👉sarpullidos y aumento de la sensibilidad de la piel.

10.  76% sufren de fibromialgia experimentan rigidez matutina.
11.  75%  de los fibromiálgicos tienen problemas con la articulación mandibular.
12.  75% de los pacientes con fibromialgia presentan 👉👉prolapso de la válvula mitral.
13.  72% tienen trastornos de ansiedad.
14.  70% de las personas con fibromialgia también presentan síndrome miofascial, y 👉👉síndrome de intestino irritable.
15.  68% de los fibromiálgicos tiene problemas para dormir.
16.  Entre el 60-70% de los fibromiálgicos presentan
👉👉costocondritis o Síndrome de Tietze.
17.  60% de los pacientes con fibromialgia sufren dificultades con el reflujo gástro esofágico.
18.  57% de las personas con hepatitis C tiene fibromialgia.
19.  55% de los fibromiálgicos fue diagnosticado con el síndrome del túnel carpiano.
20.  En el 50% de los pacientes con fibromialgia durante los meses de invierno, se les produce el trastorno afectivo estacional.
21.  50% de los pacientes con fibromialgia tienen hipoglucemia.
22.  50% de los pacientes con fibromialgia también presentan el
👉👉síndrome Sjögren.
23.  50% de las mujeres sufren de espondilitis anquilosante junto con fibromialgia.
24.  50% de los fibromiálgicos presentan dispepsia funcional.
25.  33% de los pacientes con fibromialgia presentan el 👉👉síndrome de piernas inquietas.
26.  30% de los pacientes con artritis reumatoide y endometriosis, también tienen fibromialgia.
27.  El 28% de las mujeres con dolor crónico de espalda baja, también presentan fibromialgia.
28.  20% de las personas con 👉👉artritis reumatoide, son diagnosticadas con fibromialgia.
29.  15% de los enfermos de las tiroides también tienen fibromialgia.
30.  La fibromialgia está presente en el 60% de los pacientes con trastornos funcionales del intestino.
31.  Incluso los pacientes con artritis tienen un mayor riesgo de desarrollar fibromialgia.
32.  La fibromialgia es común en pacientes con diabetes tipo 1 y tipo 2.
33.  Los Fibromiálgicos son propensos a la intolerancia ortostática, a menudo sufren de baja frecuencia cardíaca y presión arterial baja.

GRACIAS POR LEERNOS!
Por: B. Cetina

Imagen de: eHow en Español

Política de privacidad del uso de productos de Google

Los factores físicos, psicológicos y sociales afectan la calidad de vida en la Fibromialgia

 
 
 
 
 
 
 
 
 

Los factores físicos, psicológicos y sociales, afectan la calidad de vida relacionada con la salud de los pacientes con fibromialgia.
 
Los pacientes conmejores capacidades físicas, y la 
confianza de que pueden controlar las situaciones 
relacionadas con su enfermedad, tienen una
mejor de calidad de vida física y mental.
 
La calidad de vida en pacientes con fibromialgia es peor que en pacientes con otras enfermedades crónicas, como la artritis reumatoide y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), según estudios realizados.
 
El dolor, la depresión, la ansiedad, falta de apoyo social, y falta de autoeficacia, contribuyen a un menor sentido de bienestar.Se evaluó la calidad de vida relacionada con la salud, la discapacidad física, la depresión, la ansiedad, el apoyo social y la autoeficacia, en 336 pacientes.
 
 
 
Se trató de distinguir entre los factores, físicos y mentales que afectan a los pacientes. El escaso estado de salud relacionado con la fibromialgia, y la baja confianza, estaba vinculada a una mala calidad de vida física.
La depresión y la ansiedad también afectaron el bienestar físico.
La depresión estaba relacionada con todos los demás factores, al igual que la ansiedad. 

Además, el apoyo social estaba vinculado a todos los demás factores, excepto al parámetro físico del bienestar.

 
En conclusión, la calidad de vida relacionada con la salud, en los pacientes con fibromialgia, se vio afectada por variables físicas, sociales y psicológicas.
Una mejor función física, que lleva a menores niveles de depresión y ansiedad, pueden mejorar directamente el componente mental.

Los estudios muestran que el tratamiento de la fibromialgia, debe tener en cuenta más que los síntomas evidentes relacionados con el dolor. Los tratamientos médicos, así como los alternativos que mejoran la salud mental, pueden ayudar a mejorar los síntomas físicos de la enfermedad.

 
 
 
¡GRACIAS POR LEERNOS!
Por: B. Cetina
Imagen de:Cannabislandia
 
 

Puntuación: 1 de 5.