Fibromialgia, Fibro-niebla, ayuda para fortalecer la memoria.

Puede buen régimen de ejercicio puede mejorar la salud cerebral? Una nueva revisión de la investigación encontró que las personas pueden mejorar sus habilidades de pensamiento y memoria, al adoptar rutinas regulares entre moderadas y vigorosas, que incluyan ejercicio aeróbico y de resistencia.
Realizar ejercicio físico podía mejorar la función cerebral de las personas. La revisión incluyó a 18 estudios que observaron el efecto del ejercicio aeróbico, como caminar, correr y nadar, en el pensamiento, el estado de alerta, el procesamiento de la información, la ejecución de objetivos y las habilidades de memoria. Algunos estudios investigaron específicamente el impacto del 👉👉 tai chi y el 👉👉 yoga, en la salud del cerebro. Los participantes del estudio realizaron el ejercicio bajo supervisión. Las rutinas de actividad se clasificaron como, tipo de ejercicio, la intensidad y la duración.  Se compararon con los resultados mediante un test de evaluación cognitiva. Al final los investigadores determinaron que el ejercicio sí ayuda a la salud cerebral.  Diferentes formas de ejercicio resultaron en distintos tipos de beneficios. Por ejemplo, el 👉👉 ejercicio aeróbico y el tai chi, parecieron potenciar la función del cerebro en general El entrenamiento de resistencia, como levantar pesas, o utilizar el peso corporal, se vinculó con mejoras en la memoria. Lo ideal es la combinación de entrenamiento aeróbico y de resistencia. Con este tipo de actividad física se logra ver mejoras en la aptitud cardiorrespiratoria y la fuerza muscular, que son importantes para mantener la salud general y ser capaz de realizar las tareas cotidianas. La mayor mejora cerebral proviene de rutinas que son de intensidad entre moderada y vigorosa y que se realizan con la mayor frecuencia posible durante entre 45 minutos y una hora. Las personas de mediana edad que recién comienzan a practicar algún ejercicio, recibirán la misma mejora cerebral, que las que han estado haciendo ejercicio durante décadas? Los estudios muestran que mientras más tiempo están activas físicamente las personas, mayores son los beneficios para la función del cerebro. Si actualmente es inactivo, hable con su médico para que le indique los estudios correspondientes para comprobar si es seguro para usted empezar a hacer ejercicio. Busquemos sistemas de ejercicios con los cuales sepamos que estamos fijando metas alcanzables, para así aprovechar al máximo el tiempo que utilicemos en hacer ejercicio.   El ejercicio, incluyendo el ejercicio aeróbico, el entrenamiento de resistencia y el tai chi, son beneficiosos para la salud del cerebro, además de los efectos positivos bien conocidos que el ejercicio tiene mejorando la salud general y reduciendo el riesgo de enfermedades. Es interesante que una combinación de entrenamiento aeróbico y de resistencia pueda tener el mayor efecto. Y junto con estudios que sugieren que 👉👉 ciertas dietas contribuyen a la salud del cerebro, parece que nunca es demasiado tarde para adoptar un estilo de vida saludable!.
ebay zapatillas deportivas
Por: B. Cetina Imagen de: Practica vida Dr. Anton Porsteinsson: Alzheimer’s Disease Care, Research and Education Program at the University of Rochester School of Medicine in Rochester Política de privacidad del uso de productos de Google

¿Cuál es el tratamiento completo para la Fibromialgia con excelentes resultados?

Tratamientos y diferentes terapias para la Fibromialgia
Los tratamientos comunes para la fibromialgia son: medicamentos antiinflamatorios, antidepresivos, anticonvulsivos, opioides, terapia física, inyecciones en los puntos gatillo, terapia cognitivo-conductual y programas de rehabilitación del dolor crónico.

Ninguna terapia o tratamiento por sí solo, incluso cuando es útil, es suficiente para que los pacientes mejoren dramáticamente. La mayoría de los médicos y especialistas están de acuerdo en que el tratamiento eficaz para la fibromialgia, requiere un enfoque multidisciplinario.
Medicamentos analgésicos
Los medicamentos analgésicos pueden ser de venta libre o recetados. Los pacientes de fibromialgia los toman frecuentemente. En cuanto al uso de medicamentos antiinflamatorios, Ibuprofeno, Naproxeno, no se ha encontrado ninguna evidencia que muestre utilidad para la fibromialgia.
Medicamentos Antidepresivos
Debido a que algunos antidepresivos son muy utilizados en la fibromialgia, los pacientes con frecuencia están familiarizados con ellos. Cuando se los receta el médico es importante entender los diferentes tipos de antidepresivos y su eficacia.

Existen varios tipos de antidepresivos:

La mayoría de los antidepresivos alivian la depresión ya que actúan sobre los neurotransmisores particularmente la serotonina, la norepinefrina y la dopamina, a veces llamados mensajeros químicos que contribuyen a la comunicación entre las neuronas cerebrales. Cada tipo (clase) de antidepresivo actúa sobre estos neurotransmisores de maneras levemente diferentes.

Los inhibidores de la recaptación de serotonina y norepinefrina, son los que se usan en la fibromialgia.
Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina, fueron desarrollados originalmente para su uso en la depresión. Y también se utilizan para fibromialgia.
Los antidepresivos tricíclicos, como la imipramina, la nortriptilina, la amitriptilina, la doxepina y la desipramina, suelen causar más efectos secundarios que los antidepresivos más nuevos, sin embargo, tienen una larga historia de uso en la fibromialgia, dolor crónico en general y trastornos del sueño.
El tipo más eficaz de antidepresivos son los tricíclicos. Estos son los más antiguos. Son más eficaces para reducir el dolor y la alteración del sueño. También son eficaces en la reducción de la fatiga.
Medicamentos Anticonvulsivos
Los medicamentos anticonvulsivos también se recetan comúnmente para fibromialgia.
En un estudio se informó los efectos con el uso de gabapentina y pregabalina y están en el rango de bastante eficaces.
En promedio, de siete a ocho de cada diez pacientes con fibromialgia están tratados con anticonvulsivos con una reducción del 50% o más en el dolor.
 
Medicamentos Opioides
Los medicamentos opioides son analgésicos narcóticos. Su uso es controvertido para fibromialgia, o para cualquier tipo de dolor crónico no canceroso.
En su revisión de la literatura de investigación, Goldenberg no encontró estudios que hallaran que los fármacos opioides fueran eficaces para la fibromialgia.

Terapia física
La fisioterapia se considera generalmente una terapia necesaria para la fibromialgia. Está demostrado que es bastante eficaz en la reducción del dolor y la depresión, y en el aumento de la funcionalidad.
Específicamente el ejercicio aeróbico de bajo impacto es típicamente considerado el ganador. Se encontró que los ejercicios de fortalecimiento, eran tan eficaces como el ejercicio aeróbico de bajo impacto.

Inyecciones en los puntos gatillo
Una inyección de punto gatillo es un procedimiento menor que contrarresta esta dolencia a través de una inyección que alivia el dolor que se encuentra dentro del músculo y el tejido. Esta inyección contiene anestesia de acción prolongada y ocasionalmente, un agente antiinflamatorio.
Terapia cognitivo-conductual
La terapia cognitivo-conductual, es un tipo común de tratamiento que enfatiza la autogestión. La autogestión es una frase clave para una serie de comportamientos de salud y formas de afrontamiento que pueden tener efectos positivos sobre la fibromialgia.
Los efectos positivos son los siguientes:
La reducción de los síntomas (reduciendo la reactividad del sistema nervioso). Ayuda a mejorar la manera de hacer frente a los síntomas que permanecen, para que sean menos angustiantes y perjudiciales. Un Terapeuta que se especializa en la rehabilitación del dolor crónico suele proporcionar esta clase de terapia.
La terapia cognitivo-conductual para la fibromialgia es eficaz en la reducción del dolor, la fatiga, los trastornos del sueño y la discapacidad. Además, a diferencia de cualquier otro tratamiento estos efectos son duraderos.
Rehabilitación multidisciplinaria del dolor crónico
La rehabilitación multidisciplinaria del dolor crónico consiste en la terapia cognitivo-conductual, el ejercicio aeróbico leve, otros tipos de terapia física según sea necesario y el manejo no narcótico de medicamentos para el dolor. Que generalmente consiste en el uso de medicamentos antidepresivos, y/o medicamentos anticonvulsivos.
Se encontró que la atención multidisciplinaria descrita anteriormente, era bastante eficaz en la reducción del dolor, muy eficaz para reducir la fatiga, la depresión, y también muy eficaz para aumentar la calidad de vida.
Numerosos investigadores concluyen que la rehabilitación multidisciplinaria del dolor crónico, tiene la medalla de oro para el tratamiento de la fibromialgia.
‘ANTES’ DE TOMAR CUALQUIER MEDICAMENTO, HIERBA MEDICINAL, O SUPLEMENTO DEBE CONSULTAR CON SU REUMATÓLOGO, MÉDICO CLÍNICO Y/O NEURÓLOGO!
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la fibromialgia y otros temas de salud. No ofrecemos asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web

¿El dolor crónico te tiene constantemente deprimido? ¿Quieres estar mejor?

¿Qué relación hay entre la depresión y el dolor crónico?

El dolor crónico causa problemas para dormir y estrés que pueden llevar a la depresión. El dolor que incapacita disminuye la autoestima por problemas con el trabajo o económicos y también por la dificultad para participar en actividades sociales y pasatiempos.

Los dolores corporales son un síntoma común de la depresión.
Los estudios muestran que la gente que padece depresión severa siente dolores más intensos. El dolor puede ser el primer síntoma de la depresión y a veces el único. El dolor y los problemas que causa te desgastan con el tiempo y afectan tu estado de ánimo. El dolor crónico causa una variedad de problemas que pueden llevar a la depresión, como problemas para dormir y estrés.
Las personas que padecen depresión tienen niveles más altos de las proteínas denominadas citoquinas (las citoquinas actúan sobre diversas estructuras del cerebro, son cruciales para controlar el crecimiento y la actividad de otras células del sistema inmunitario y las células sanguíneas).
Puede haber un vínculo entre la depresión, y las enfermedades que se presentan junto a la depresión. Un trastorno que se ha demostrado que se desarrolla junto con la depresión es la fibromialgia. La fibromialgia causa dolor crónico y generalizado en los músculos, cansancio y múltiples puntos sensibles.
Las personas con fibromialgia, son más propensas a padecer depresión, y otras enfermedades mentales.

Los síntomas de depresión incluyen:

  • Estado de ánimo irritable, o bajo la mayoría de las veces
  • Dificultad para conciliar el sueño o exceso de sueño
  • Cambios en el apetito, con aumento o pérdida de peso
  • Cansancio y falta de energía
  • Sentimientos de inutilidad, odio a sí mismo y sentimientos de culpa
  • Dificultad para concentrarse
  • Movimientos lentos o demasiado rápidos
  • Inactividad y desgano para realizar las actividades usuales
  • Sentimientos de desesperanza o de abandono
  • Pensamientos repetitivos de muerte o suicidio
  • Pérdida de placer en actividades que solían hacerlo feliz, incluida la actividad sexual
¿Cómo se trata la depresión en personas que padecen dolor crónico?
La depresión debe ser diagnosticada y tratada por un psiquiatra. Los medicamentos antidepresivos pueden aliviar tanto el dolor como la depresión. La psicoterapia también llamada asesoramiento psicológico, puede ser eficaz en el tratamiento del dolor y la depresión.
Actualmente, los tratamientos más comunes para tratar la depresión incluyen:
Terapia cognitivo-conductual, un tipo de psicoterapia o terapia de diálogo, que ayuda a las personas a cambiar los pensamientos y conductas negativas que pueden contribuir con su depresión.

Los antidepresivos son medicamentos que actúan cambiando las sustancias químicas del cerebro llamadas neurotransmisores, serotonina, norepinefrina y dopamina, que están involucradas en la regulación del estado de ánimo.

Algunos antidepresivos son:

  • Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina, por ejemplo Prozac, Celexa y Paxil.
  • Inhibidores de la recaptación de serotonina y noradrenalina: Effexor y Cymbalta.
  • Antidepresivos tricíclicos: Elavil, Tofranil y Pamelor.
  • Inhibidores de la monoaminooxidasa: Nardil, y Parnate.

Otros antidepresivos:

  • Remeron
  • Wellbutrin
La forma más eficaz para tratar a muchos pacientes con depresión es a través de la terapia como de la medicación antidepresiva prescrita. Hable con su médico sobre los efectos secundarios, las posibles interacciones con los medicamentos que ya está tomando.
No todos responden al tratamiento de la misma manera.
Puede llevar varias semanas para que los medicamentos hagan efecto, y quizás deban combinarse con terapia cognitivo-conductual continua o tal vez se necesite cambiarlos o ajustar la dosis, para minimizar los efectos secundarios y lograr mejores resultados.
Las personas que conviven con el dolor crónico deben tratar los síntomas mediante cambios en su estilo de vida. El ejercicio aeróbico regular ayuda a reducir síntomas del dolor crónico. También mejora el estado de ánimo y ayuda a tratar la depresión.
La terapia cognitivo-conductual puede ser útil para tratar el dolor crónico.
Si usted piensa que está deprimido o conoce a alguien que lo está, no pierda la esperanza. ¡Busque ayuda y tratamiento para la depresión!.

Fibromialgia, ¡vivir con dolor me deprime! ¿Por qué?

¿Cómo se trata la depresión en personas que padecen dolor crónico?

La depresión debe ser diagnosticada y tratada por un médico.
Tratar la depresión puede ayudarlo a sobrellevar su dolor crónico y mejorar su estado de salud en general.
La recuperación de la depresión lleva tiempo, pero los tratamientos son eficaces.
Actualmente, los tratamientos más comunes para
tratar la depresión incluyen:
Terapia cognitivo-conductual un tipo de psicoterapia, o terapia de diálogo, que ayuda a las personas a cambiar los estilos de pensamiento y conductas negativas que pueden contribuir con su depresión. También se utiliza medicamentos antidepresivos que contienen citalopram, sertralina y fluoxetina.
E inhibidores de la recaptación de serotonina y norepinefrina, un tipo de medicamentos antidepresivo similar a los anteriores que contiene venlafaxina y duloxetina.

La mayoría de los tratamientos para la depresión que se encuentran actualmente disponibles son seguros y bien tolerados, hable con su médico sobre los efectos secundarios, las posibles interacciones farmacológicas, y otras opciones de tratamiento.

El ejercicio aeróbico regular puede ayudar a reducir algunos síntomas de dolor crónico. También puede mejorar el estado de ánimo y ayudar a tratar la depresión.
Si usted piensa que está deprimido o conoce a alguien que lo está, no pierda la esperanza. Busque ayuda para la depresión.
‘ANTES’ DE TOMAR CUALQUIER MEDICAMENTO, HIERBA MEDICINAL, O SUPLEMENTO DEBE CONSULTAR CON SU REUMATÓLOGO, MÉDICO CLÍNICO Y/O NEURÓLOGO!
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la fibromialgia y otros temas de salud. No ofrecemos asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web.

Fibromialgia, 10 excelentes razones para practicar natación.

 
 
 
 

 

 

10 beneficios de practicar natación 

Retrasa el envejecimiento, mejora la memoria, combate el estrés, reduce 

el dolor lumbar y beneficia la capacidad pulmonar, entre otras cosas. 

Con 30 minutos tres veces por semana alcanza para ver los cambios. 

“Las personas que practican natación al mediodía nos dicen que después 

de nadar les alcanza un almuerzo liviano para seguir trabajando a la 

tarde. 

Para otros, el horario ideal es después de trabajar y antes de ir a casa, ya que si entran en su hogar les cuesta mucho salir de nuevo.  Esto les permite llegar a su casa de buen humor sin las preocupaciones del trabajo. 

Después de nadar salís renovado”, asegura Alejandro Legasa, rector del Instituto de Natación y Deportes de Buenos Aires. 

 
Los 10 motivos: 

*Retrasa el envejecimiento

Se considera que el 50% de las pérdidas funcionales asociadas al envejecimiento depende de la escasa utilización de los sistemas corporales. Por eso, la práctica regular de la natación mantiene funcionalmente en buen estado a los órganos. 

 
 
*Mejora la memoria.

Esto se debe a los ejercicios de respiración que se ponen en práctica al nadar, los cuales oxigenan de mejor manera el cerebroAdemás la coordinación motriz hace que nuestro cerebro tenga que crear nuevos lazos neuronales. No olvidemos que al nadar, se requiere mayor concentración y coordinación. 

 
 
*Beneficia la capacidad pulmonar 

Al ser un ejercicio aeróbico, ayuda a los pulmones a hacer un uso más eficiente del oxígeno. Este tipo de actividad permite trabajar los grupos musculares grandes y eleva la frecuencia cardíaca, lo que contribuye a que los pulmones trabajen de menor manera.  
La natación hace que el ritmo cardíaco se ralentice y la presión sanguínea mejore. 

 

*Aumenta la flexibilidad 

Los resultados de un estudio que se llevó a cabo durante 12 años y que fue difundido recientemente indican que el fortalecimiento de la zona lumbar permite terminar con el dolor de la zona baja de la espalda en el 80% de los casos. 

 
 
*Para estar en forma.  

El número exacto de energías que se insume depende del cuerpo y la intensidad con la que se hace ejercicio. Pero realizando al menos una hora de natación se pueden quemar hasta 600 calorías. 

 
 
*Aumenta la masa muscular y tonifica. 

Alguna vez viste un delfín flácido o un nadador competitivo de aspecto débil? No lo creemos. Eso es porque la natación es una gran manera de aumentar la fuerza muscular y la tonicidad, especialmente en comparación con otros ejercicios aeróbicos. Cada patada y cada brazada se convierten en un ejercicio de resistencia en sí mismo, que constituyen la mejor manera de construir la tonicidad y la fuerza. 
Con la natación los músculos trabajan de cinco a seis veces más que con cualquier otro tipo de actividad física. 

  

*Reduce el riesgo de padecer enfermedades cardíacas 

Debido a que la natación es un ejercicio aeróbico ayuda a fortalecer la salud cardiovascular en varias facetas, incluyendo la reducción del colesterol “malo” o LDL (lipoproteínas de baja densidad), aumentar el colesterol “bueno” o HDL (lipoproteínas de alta intensidad) y disminuir la presión arterial. Cuando a esto se le añade ejercicio regular, los beneficios se maximizan notoriamente. 

 
 
*Mayor flexibilidad corporal. 

La natación no sólo forma músculos más fuertes, sino que también mejora la 

resistencia de los tejidos conectivos, por ejemplo ligamentos y tendones aumentando la estabilidad de las articulaciones. Además al ejercitar tus articulaciones, se incrementa la flexibilidad, fortaleza y rango de movimiento del cuerpo. 

 
*Favorece la circulación.   

La postura horizontal que utilizamos al nadar beneficia la circulación sanguínea y además es de gran ayuda para las personas con problemas de tensión arterial al facilitar el retorno venoso desde las extremidades al corazón. 

  

*Combate el estrés. 
Un estudio realizado en la Universidad de Harvard ha mostrado que 10  semanas de entrenamiento de la fuerza  reduce los síntomas de la  depresión clínica. 

Las mujeres que entrenaron su fuerza informaron que se sentían más seguras de sí mismas y “más capaces”.  

 
 
¡Gracias por leernos!
 
 
Parafraseado por B. Cetina de:
http://entremujeres.clarin.com/
Imagen de: Tigre Entrena