La hipermovilidad articular y la Fibromialgia

Los síntomas de la fibromialgia pueden superponerse con enfermedades autoinmunes y otras afecciones de artritis que dificultan el diagnóstico
Los síntomas definitorios de la fibromialgia a menudo se asocian con otros síntomas que ocurren en combinación.
También se ha sugerido que la hipermovilidad articular (HA) puede estar asociada con la patología de la fibromialgia.
Hipermovilidad articular
La hipermovilidad articular se define como «movilidad anormalmente aumentada de articulaciones pequeñas y grandes más allá de los límites de su movimiento fisiológico». 
La hipermovilidad articular es común entre las mujeres jóvenes y se observa en aproximadamente el 5% de la población adulta sana. Cuando los síntomas musculoesqueléticos se producen en personas hipermóviles en ausencia de cualquier otro trastorno reumatológico sistémico, se denomina «síndrome de hipermovilidad». 
La hipermovilidad articular también es una característica de una afección médica llamada síndrome de Ehlers-Danlos (SED) que se caracteriza por la debilidad de los tejidos conectivos del cuerpo.
El estudio
En un estudio publicado en el Journal of Rheumatology, se investigó la asociación entre la hipermovilidad articular y la fibromialgia primaria. El grupo de estudio estaba compuesto por 88 pacientes (todas mujeres, mediana de edad de 34 años) con dolor generalizado clínicamente diagnosticado como fibromialgia y 90 controles sanos (todas mujeres, mediana de edad de 36 años). 
Se excluyeron del estudio:
•  Pacientes con cualquier otro trastorno reumatológico o sistémico.
•  Pacientes con cualquier otro proceso inflamatorio o artritis degenerativa.
•  Cualquiera que haya estado recibiendo medicamentos.
Los pacientes no habían sido diagnosticados con fibromialgia por un reumatólogo antes del estudio, y no habían sido tratados por fibromialgia.
Resultados del estudio
Cincuenta y seis de los 88 pacientes con dolor generalizado que inicialmente se parecía a la fibromialgia cumplían los criterios ACR para la fibromialgia, mientras que 6 de los 90 controles sanos también cumplían dichos criterios. 
Los pacientes con o sin fibromialgia también se compararon con la frecuencia de hipermovilidad articular. 
La frecuencia de hipermovilidad articular fue:
♦  8% en pacientes con fibromialgia.
♦  6% en pacientes sin fibromialgia.
La hipermovilidad articular también se reconoció en 10 de los 32 pacientes con fibromialgia que no cumplían exactamente con los criterios ACR. 
La presencia de hipermovilidad articular fue más común en este grupo que en los controles. 
La hipermovilidad articular aislada afecta al 10-20% de los individuos en la población general en algún grado, ya sea en articulaciones aisladas o más generalizadas en todo el cuerpo.
Conclusiones
La asociación entre la fibromialgia y la hipermovilidad articular no se comprende totalmente. 
La hipermovilidad articular puede causar artralgia generalizada en pacientes debido al mal uso o uso excesivo de las articulaciones hipermóviles.
Los datos de este estudio en particular indicaron:
♣  Quelas quejas típicas de la fibromialgia se observaron principalmente en los pacientes que cumplían con los criterios ACR.
♣  Algunos pacientes que presentan síntomas de fibromialgia clínicamente pero no cumplen con los criterios de ACR, en realidad podrían tener una hipermovilidad articular diagnosticada erróneamente como fibromialgia.

¡Gracias por leernos!

Información extraída de:
https://www.verywellhealth.com/
Imagen de:http://www.cedor.pe/

Cuáles son las vitaminas antiinflamatorias para Fibromialgia y artritis?

Las investigaciones han encontrado que ciertas vitaminas son compuestos antiinflamatorios.

Estas vitaminas se pueden adquirir en forma de suplemento o comer alimentos que las contienen naturalmente.
Les presentamos seis vitaminas que poseen propiedades antiinflamatorias y también alimentos que son fuente de las mismas.

Vitamina A
La vitamina A puede evitar que el sistema inmunitario actúe en exceso y cause inflamación. Los betacarotenos son una fuente fundamental de vitaminaA: el betacaroteno se transforma en esta vitaminaúnicamente cuando el cuerpo lo necesita. La vitamina A es un nutriente importante para la visión, el crecimiento, la división celular, la reproducción y la inmunidad. También tiene propiedades antioxidantes.
Es conocida actualmente la importancia de suplementar la dieta deficitaria con vitamina A por el mayor riesgo que existe de fracturas óseas.
Alimentos ricos en vitamina A
  • Lácteos. La leche, la mantequilla o el queso, no solamente son fuente de calcio, sino también de vitaminaA.
  • Huevos. También los huevos forman parte de los alimentos ricos en vitaminaA.
  • Frutas. Las frutas como melón, albaricoque y mango, son una buena fuente de esta vitamina.
  • Verduras.
  • Legumbres.

Vitaminas del grupo B
Un estudio encontró que en las personas con artritis reumatoide los niveles bajos de vitamina B6 disminuían aún más, mientras que la intensidad del dolor e inflamación aumentaban.
La vitamina B6 se encuentra en:
  • Atún y salmón.
  • El banano.
  • Las legumbres (fríjoles secos)
  • La carne de res y de cerdo.
  • Las nueces.
  • La carne de aves.
  • Los granos enteros y los cereales fortificados.
  • Los garbanzos en lata.
El ácido fólico es una vitamina del grupo B, llamada también vitamina B9. El ácido fólico es fundamental para la formación de las células, ayuda a prevenir las anemias y a mantener la piel sana.
Vitamina C
 La vitamina C es un antioxidante. Los antioxidantes son nutrientes que bloquean parte del daño causado por los radicales libres. Un antioxidante es una sustancia capaz de neutralizar la acción oxidante de los radicales libres mediante la liberación de electrones en nuestra sangre, los que son captados por los radicales libres.
Las frutas y verduras son las mejores fuentes de vitamina C. Para ingerir las cantidades recomendadas de vitamina C, consuma alimentos variados como: frutas cítricas, por ejemplo: naranjas y pomelos/toronjas y sus jugos, así como pimientos rojos y verdes y kiwi, que son ricos en vitamina C.
Vitamina D
La vitaminaD3 modula el sistema inmunitario, los niveles bajos de esta vitamina eleva el riesgo de trastornos autoinmunes, como las enfermedades inflamatorias del intestino, algunas colagenopatías y la esclerosis múltiple.
Además, las personas con bajos niveles de vitamina D definitivamente pueden beneficiarse de la suplementación con vitamina D. 
La vitamina D está disponible naturalmente en la luz sol, pero no todos pueden obtener toda su vitamina D del sol. Cualquier persona que sospeche que sus niveles de vitamina D son bajos debe hablar con su médico acerca de realizar un análisis para comprobar su cantidad de vitamina D en el cuerpo e indicará la suplementación si fuera necesaria.
Las mejores fuentes alimenticias de vitamina D la leche y los cereales fortificados. Los pescados grasos como la caballa, el salmón, el atún o las sardinas. El hígado vacuno, la yema de huevo y el queso. Los hongos también aportan cierta cantidad de vitamina D cuando son expuestos a la luz ultravioleta.
Vitamina E
La vitamina E es esencial para el funcionamiento del organismo, debido a su acción antioxidante y a sus propiedadesantiinflamatorias, que ayudan a mejorar el sistema inmune, la piel y el cabello, así como prevenir algunas enfermedades como la aterosclerosis y el Alzheimer.
La vitamina E se encuentra en los siguientes alimentos:
  • Aceites vegetales de maíz (como los aceites de germen de trigo, girasol, cártamo, maíz y soya).
  • Nueces (como las almendras, el maní y las avellanas).
  • Semillas (como las semillas de girasol).
  • Hortalizas de hoja verde (como las espinacas y el brócoli).
Vitamina K
La vitamina K es un nutriente que nuestro cuerpo necesita para estar sano. Es importante para la coagulación de la sangre y la salud de loshuesos, y para otras funciones del cuerpo.
La vitamina K es necesaria para la salud ósea, la mayoría de nosotros no obtenemos suficiente de la dieta. 
Hay dos tipos de vitamina K: vitamina K1 y K2.

La vitamina K1 procede en su mayor parte de verduras verdes y juega un papel en la coagulación sanguínea, mientras que la vitamina K2 es sobre todo sintetizada en el colon y es indispensable para una buena salud arterial y ósea. Las dos son absorbidas en el intestino delgado. La vitamina K2 se encuentra en alimentos fermentados y en productos de origen animal.

¡Gracias por leernos!

Fibromialgia? Esa ‘enfermedad’ sólo está en tu cabeza! Es así?

Los pacientes con fibromialgia a menudo escuchan las palabras: Se te ve tan bien, cómo puedes estar enfermo? 
O tal vez las palabras insensibles: Fibromialgia?, eso está en tu cabeza!.  
Conocer las investigaciones recientes nos orienta y nos muestra los motivos del dolor y las variantes para el manejo saludable del dolor de la fibromialgia.

Fibromialgia y neuroinflamación

Los científicos mediante la tomografia por emisión de positrones realizada a los cerebros de personas con fibromialgia, hallaron neuroinflamación cerebral. Otros investigadores descubrieron proteínas vinculadas a la neuroinflamación.

Las áreas del cerebro involucradas en el procesamiento del dolor están en comunicación constante. En las personas con fibromialgia, puede existir pausas en la comunicación. Si un área cerebral tiene problemas para comunicarse con otra, puede procesar como dolorosas sensaciones como frío, presión o el ejercicio.

Las citoquinas son proteínas liberadas por el sistema inmune e intervienen en la inflamación del sistema nervioso central. Pueden ser proinflamatorias (favorecen la inflamación) o antiinflamatorias (reducen la inflamación). En la fibromialgia suele haber un desequilibrio entre ellas, habiendo más citoquinas proinflamatorias. Uno de los síntomas, el dolor generalizado, parece ser debido a la liberación de citoquinas y otras moléculas proinflamatorias por parte de un tipo de células inmunes llamadas mastocitos. Estas moléculas proinflamatorias activan los receptores del dolor, aumentando la sensibilidad al dolor. 
 

Algunos tratamientos para reducir la inflamación, y los síntomas de

la fibromialgia, serían:

  • El uso de citoquinas antiinflamatorias (arándanos, fresas, frambuesas).

  • Medicamentos como naltrexona que reducen los niveles de citoquinas en sangre.

  • Normast, un complemento alimentario que posee propiedades analgésicas y antiinflamatorias.

  • Hacer ejercicio aeróbico y técnicas de relajación para reducir los niveles de hormonas relacionadas con el estrés (cortisol), que aumentan los niveles de citoquinas y de otras moléculas proinflamatorias.

Un mejor estado de salud general y de la calidad de vida, se puede conseguir estimulando o deprimiendo la inflamación a través de la alimentación, ya

que otra de las causas de la inflamación es el estrés oxidativo.

Con una dieta equilibrada con antioxidantes como vitaminas A, C, E, D

y minerales, principalmente selenio, calcio, magnesio y zinc, podemos reducir

la inflamación por estrés oxidativo.

 
Tratamiento herbal para tratar la inflamación
Cúrcuma:  durante cientos de años se ha utilizado como un antiinflamatorio en la medicina ayurvédica. El componente activo es una sustancia química llamada curcumina , que la investigación ha demostrado que tiene efectos antiinflamatorios en el cerebro.
Té verde:  Se ha demostrado que una sustancia química presente en este te, es fuertemente defensiva contra la inflamación, el daño oxidativo y la muerte celular.  .

Verduras crucíferas: el  sulforafano se encuentra en el brócoli , y protege
contra la neuroinflamación.


‘ANTES’ DE TOMAR CUALQUIER MEDICAMENTO, HIERBA MEDICINAL, O SUPLEMENTO DEBE CONSULTAR CON SU REUMATÓLOGO, MÉDICO CLÍNICO Y/O NEURÓLOGO!
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la fibromialgia y otros temas de salud. No ofrecemos asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web


Gracias por leernos!

Imagen de: Regenera

Política de privacidad del uso de productos de Google

Tengo Fibromialgia. Solo pido tu comprensión…

Normalmente no le digo a las personas que tengo 
fibromialgia
.

La fibromialgia es una enfermedad única que muchas personas, incluidos algunos médicos, piensan no es real. Que queremos que nos cuiden, estamos tratando de conseguir drogas, o un subsidio del estado. 

Las personas que viven con fibromialgia a veces son tratadas como vagas, o deprimidos que buscan opiáceos. 
Una conversación en la primera consulta con un médico puede ser así:
Doctor:’¿Qué te trae por aquí?’
Paciente: ‘Quisiera que pudiera conseguir calmar mis dolores de la fibromialgia’.
Doctor: ‘Fibromialgia, hmm…’ (incredulidad) .
Muchos médicos no desean tratar a los dacientes de fibromialgia porque no tiene cura, y tampoco hay un tratamiento realmente efectivo. 
¿Está sufriendo un ataque cardíaco o es ‘solo fibromialgia’? ¿Le duelen las articulaciones o tiene artrosis? ¿Es una enfermedad común, conocida o es ‘solo fibromialgia’? Los nuevos síntomas se suelen desestimar y no se tratan, porque se cree que es ‘solo fibromialgia’.
Los pacientes de fibromialgia experimentan muchos síntomas de otras enfermedades. Padecemos dolor y fatiga extremos y debilitantes casi todo el tiempo y casi todos los días. Hay momentos en que duele desde la parte superior de nuestro cuero cabelludo hasta la parte inferior de nuestros pies. 
A algunos pacientes el simple hecho de usar ropa puede causarles un dolor intenso, como si tuvieran 39º de temperatura. Hay personas no creen que esto pueda ser posible. 
Las luces brillantes, los ruidos fuertes o las multitudes son tremendamente irritantes para nuestro  sistema nervioso, tanto que a veces necesitamos irnos a casa temprano de una fiesta y vemos la decepción de nuestra familia y amigos… 

Es posible que deseemos salir, pero después de ducharnos y vestirnos ya no nos queda energía para salir de la casa. Nuestra vida social consiste en consultas al médico, visitas a la farmacia y realizar las compras esenciales.
La función cognitiva y la memoria se ven afectadas. No podemos encontrar las palabras adecuadas que teníamos pensado decir, tratar de mantener una conversación inteligente puede ser una tarea difícil.
Lo que nos dicen también pueden resultarnos confuso, sin sentido. ¡Si demoramos en responder es porque estamos tratando de comprender bien lo que estás diciendo! 
Algunos tenemos síndrome de intestino irritable, y nuestro sistema digestivo suele estar fuera de control. La diarrea frecuente e inesperada es un problema, así como un estreñimiento horrible que dura días. 
La ansiedad y la depresión también son parte de la fibromialgia. Junto con la miríada de otros síntomas con los que vivimos, también nos enfrentamos al estigma social de la enfermedad mental! 

La enfermedad mental.
Muchos vivimos con estos síntomas durante décadas y nos agotado física y emocionalmente.
A veces necesitamos renunciar a nuestras carreras, nuestra vida social y a pasar tiempo con nuestras familias. Nos preocupamos por cómo soportaremos todo esto un día más, cómo cuidaremos de nuestros hijos, cómo haremos para que el dinero nos alcance para sobrevivir cuando no podamos trabajar. 
Los ‘amigos’ y los cónyuges a veces se alejan de nosotros, porque no saben manejar ni comprender nuestra enfermedad. Estamos aburridos y solos.
Muchos venimos padeciendo enfermedades autoinmunes que nos hacen suceptibles a contrer fibromialgia.
Experimentamos dolor y fatiga igual que muchas otras enfermedades que sí son ‘respetadas’ y comprendidas. Las personas con fibromialgia merecen el mismo nivel de respeto que se les da a las enfermedades ‘reales”’. No somos perezosos. No inventamos sentirnos mal para irnos del trabajo o faltar al mismo. No estamos buscando que nos receten drogas o nos den una pensión por discapacidad. No estamos ‘locos’. 
No merecemos ser estigmatizados por la sociedad, tal como ocurre con otras enfermedades, como la epilepsia, esquizofrenia, trastorno bipolar, depresión, trastorno límite de la personalidad, solo porque no pueden entender cómo es vivir con fibromialgia y las demás enfermedades que por fuera no se ven. 
¡Lo único que queremos es una mínima comprensión!

 

¡Gracias por leernos!

Por: B. Cetina

Política de privacidad del uso de productos de Google

Una condición que suele estar presente en la Fibromialgia. ¿De cuál se trata?

La Hiperlaxitud articular y fibromialgia

Los síntomas de fibromialgia pueden superponerse con enfermedades autoinmunes y otras afecciones lo que dificulta el diagnóstico. La causa de la fibromialgia se considera tan compleja como su presentación clínica.


Se cree que la estimulación nerviosa repetida(estrategias de control del dolor que estimulan a los nervios para que perciban otras sensaciones como calor, frío o vibraciones, esto puede ‘anular’ toda sensación de dolor),provoca cambios en el cerebro y en la médula espinal de las personas que padecen fibromialgia. Esto está relacionado con un aumento anormal de los niveles de ciertas sustancias químicas en el cerebro que transmiten señales de dolor.

Parece que los receptores del dolor del cerebro desarrollan una memoria del dolor y se hacen más sensibles, y pueden reaccionar de manera exagerada ante las señales de dolor.

Otros motivos pueden ser:

  • La genética. Se cree que puede ser hereditaria, y ciertas mutaciones genéticas podrían causarla.
  • Trastornos emocionales
  • Acontecimientos físicos, como un accidente.
  • Infecciones.
Tanto la fibromialgia como la hiperlaxitud articular se caracterizan por dolor en las articulaciones no inflamatorio, dolor muscular, dolor en los tendones, rigidez matutina en las manos o generalizada, fatiga crónica. 

Lee Más:
Qué es la hipermovilidad articular?
La hipermovilidad articular se define como aumento exagerado de la movilidad de las articulaciones. La hipermovilidad articular es común entre las mujeres jóvenes, y se observa en alrededor del 5% de la población adulta sana. También es una característica de una condición médica llamada síndrome de Ehlers-Danlos (EDS) que se caracteriza por la debilidad de los tejidos conectivos del cuerpo y también otros síntomas potencialmente graves.
Hipermovilidad articular y fibromialgia

El dolor es el síntoma predominante tanto en la fibromialgia como en la hipermovilidad articular.  

Se siente casi siempre en todo el cuerpo. Puede comenzar en un sector, como el cuello y los hombros, y después de un tiempo se va esparciendo. Generalmente es referido, localizado y el dolor pasa de un lado a otro del cuerpo. Puede ser de tipo tendinitis, bursitis o afectar a las articulaciones (artralgias) o a los músculos (mialgias). 

Algunos términos que utilizan los pacientes para definir el dolor son:  ardiente, quemante, como hormigueo, irradiado, inflamado. Varía con la hora del día, el nivel de actividad, el clima, los patrones de sueño y del estrés o tensión. La mayoría de las personas con fibromialgia, describen sentirse como si estuvieran engripados, con dolor muscular, a veces muy severo.  

Suele empeorar con la actividad. 

En un estudio de 338 niños, de 9 a 15 años de edad, el 13% tenía hipermovilidad articular y el 6% fibromialgia.  De los niños con fibromialgia, el 81% tenía hipermovilidad y el 40% de los con hipermovilidad tenía fibromialgia, lo que demuestra una gran asociación entre las dos enfermedades.  

La fatiga en la fibromialgia (FM) y en la hipermovilidad articular (HA) es muy parecida a la que ocurre en la encefalomielitis miálgica (SFC). Algunas personas con FM o HA tienen síntomas similares a los del SFC. Y gran cantidad de pacientes de EM tienen las mismas áreas de dolor que se consideran características de la FM. Debido a la confusión de estos síntomas, a veces es complejo separar estas tres condiciones.  

Las personas con FM y también con HA presenta falta de concentración y dificultad en realizar ciertas tareas.  

En ambas condiciones, pueden presentarse, colon irritable, cefaleas, reflujo gástrico, ojos secos, boca seca.

El 50% de los casos de HA parecen ser hereditarios, también es posible que no haber tomado Ácido    

Fólico desde 3 meses antes del embarazo y durante el mismo, puede alterar el gen del colágeno, así como es capaz de producir otras malformaciones congénitas. 

Fibromialgia, 14 síntomas que nos indican la deficiencia de vitamina B12

El médico nos puede solicitar un análisis de sangre para determinar el nivel de vitamina B12.
Si los niveles resultan bajos, le recetará vitamina B12.
No todas las vitaminas B12 que están a la venta son iguales, tome la que le indique el médico, no un simple suplemento.

Debido a que la vitamina B12 debe seguir una vía compleja de varios pasos para su absorción adecuada y su asimilación, hay numerosas causas de deficiencia. 
Estas incluyen, síndromes de malabsorción, enfermedades autoinmunes, dieta, remedios, trastornos alimentarios, Helicobacter pylori (es una bacteria que infecta el epitelio gástrico humano), cirugías gastrointestinales, enfermedad hepática y defectos genéticos.
Otros grupos en riesgo incluyen veganos, vegetarianos, alcohólicos, mucho crecimiento bacteriano del intestino delgado, enfermedad celíaca.
Algunos síntomas de deficiencia de B12 incluyen:
1.   Mareos (incluyendo vértigo)
2.   Hormigueo
3.   Piel pálida
4.   Mala memoria
5.   Fatiga inexplicable
6.   Problemas de la visión
7.   Debilidad muscular
8.   Deficiencia de hierro
9.   Ansiedad o depresión
10. Dolores inexplicables
11. Ardor y dolor en la garganta
12. Palpitaciones del corazón
13. Estreñimiento intermitente o diarrea
14. Dificultad con la coordinación y el equilibrio

Si nota que tiene alguno de estos síntomas y si está preocupado por ello, debe hablar con su médico.
Los vegetarianos y los veganos están especialmente en riesgo, porque eliminan de su dieta los alimentos que contienen B12, como la carne y los huevos.
Como puede ver, la falta de vitamina B12 puede causar desastres en su cuerpo, y empeorar sus síntomas de la Fibromialgia.
Si cree que puede tener bajos niveles de vitamina B12, asegúrese de pedirle a su médico que le indique un análisis de sangre para verificar sus niveles de la misma.
El conocimiento es poderoso!
 
‘ANTES’ DE TOMAR CUALQUIER MEDICAMENTO, HIERBA MEDICINAL, O SUPLEMENTO DEBE CONSULTAR CON SU REUMATÓLOGO, MÉDICO CLÍNICO Y/O NEURÓLOGO!
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la fibromialgia y otros temas de salud. No ofrecemos asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web. Las opiniones expresadas en este sitio son publicadas para informarnos sobre temas relacionados con la fibromialgia.

GRACIAS POR LEERNOS!
Por:  B. Cetina

10 motivos para consumir vitamina D en la Fibromialgia, Artritis, y mucho más…

 
 



Las Enfermedades Reumáticas y la Vitamina «D»

1. El cuerpo necesita vitamina D para absorber el calcio.
Sin suficiente vitamina D, no podemos la hormona calcitrol, lo que causa que no se absorba suficiente calcio de los alimentos.
 
2. La deficiencia de vitamina D puede ser un problema para las personas con enfermedades crónicas como la artritis reumatoide. Consumir la cantidad suficiente es importante para la salud, incluso para el estado de ánimo.
 
3. Un estudio examinó 139 pacientes con fibromialgia y/o dolor musculo-esquelético no específico.
Tres cuartas partes de ellos tenían deficiencia de vitamina D.
Después de la suplementación con vitamina D, se observó una mejora clínica en el 90% de los pacientes.
 
4. Las personas que tienen deficiencia de vitamina D tienen mayor riesgo de contraer cáncer y enfermedades autoinmunes como la artritis reumatoide y lupus.
 
 

5. Medicamentos como Hodrixicloroquina, Plaquenil y corticoesteroides (comúnmente recetados en tratamientos para la artritis reumatoide), pueden afectar la absorción de vitamina D. Es probable que tu médico ajuste la dosis de vitamina D para corregir el problema.
 
6. Una prueba de sangre puede determinar si tienes deficiencia de vitamina D.
 
7. Se puede obtener vitamina D de tres formas: mediante la exposición a la luz del sol, consumiendo suplementos alimenticios con vitamina D y comiendo alimentos como los pescados grasos como bagre, salmón, sardina, caballa y atún, aceites de hígado de pescado, setas y yema de huevo.
 
8. La vitamina D protege a las personas que son propensas al trastorno afectivo estacional (común en invierno, causado al parecer por insuficiencia de luz solar) pues evita que se convierta en depresión.
 
9. La vitamina D tiene un papel importante en el tratamiento del dolor músculo esquelético de la artritis reumatoide y otras enfermedades.
Es común que las personas que viven con dolor crónico tengan una deficiencia de vitamina D, y es recomendable que sus médicos les prescriban suplementos con vitamina D, como parte del plan de tratamiento.
 
10. Las personas con más probabilidades de sufrir deficiencia de vitamina D son: mayores de 50 años, quienes tienen exposición limitada al sol, personas con piel oscura, aquellos que tienen problemas de absorción de grasas, fumadores y obesos. Pregunta a tu médico sobre tus niveles en vitamina D y las opciones que tienes para conservarlos y mejorarlos.
A mí me recetó vitamina D mi Endocrinóloga, y a tí?

 

 
 
NOS LIMITAMOS A INFORMAR SOBRE LOS DISTINTOS TRATAMIENTOS MEDICINALES, SERÁ SU DECISIÓN LO QUE HAGA CON LA INFORMACIÓN.

NO INICIE NINGÚN TRATAMIENTO, POR MÁS INOFENSIVO QUE PAREZCA, SIN CONSULTAR ANTES A SU MÉDICO!
 
Nota:Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la FM y otros temas de salud. No ofrece asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituír el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web. Las opiniones expresadas en esta columna no son de Fibromialgia, Dolor Invisible, y son publicadas para enterarnos sobre temas relacionados con la fibromialgia.
 
 

 
 
¡Gracias por leernos!
 

Por: B. Cetina
Imagen de: Facilisimo SALUD

Política de privacidad del uso de productos de Google

Puntuación: 1 de 5.

Por qué las personas con Fibromialgia, y/o Osteoartritis sienten muchísimo dolor?


Científicos de la Universidad de Manchester estudian las anormalidades

cerebrales, que puede producir el dolor crónico que sufren los pacientes
con osteoartritis y fibromialgia.

Hasta un 30% de la población puede verse afectada durante su vida de algún dolor crónico, el más común está asociado con la artritis.
Después de que el dolor se extendió a otras partes del cuerpo, los pacientes se enfrentan a mayores niveles de discapacidad, y les resulta cada vez más difícil hacer frente a las dificultades que perturban el sueño, y otras actividades diarias.
Siempre se creía que la intensidad del dolor en los pacientes con Artritis, derivaba del daño a las articulaciones.
La medida del dolor no sólo está relacionada con los daños, también puede extenderse a partes cercanas del cuerpo que no muestran signos directos de artritis.
Los científicos han tratado de investigar si existe alguna relación entre el dolor sufrido por los enfermos de fibromialgia, y los pacientes con artritis. 
Se centraron en la forma en que perciben el dolor las personas con estas enfermedades,
¿Por qué  el dolor se percibe de manera diferente al de otras enfermedades?.
El estudio midió las ondas cerebrales, mediante  pulsos cortos de láser aplicados en la piel de pacientes que sufren de fibromialgia, y dolor artrítico. 
Los científicos descubrieron que la corteza ínsula (una estructura del cerebro humano), que se encuentra ubicada profundamente en la superficie lateral del cerebro, aumentó su actividad en el momento que esperaban que se les aplicaran los pulsos dolorosos. El aumento de actividad en esta parte del cerebro está vinculada a una amplia gama de fenómenos, incluyendo la sensación física, y el procesamiento emocional, y puede explicar por qué algunos pacientes perciben el dolor más intensamente. 
Es interesante que en el momento en que los pacientes esperan un estímulo doloroso, se redujeran las respuestas en la parte frontal del cerebro. Este tipo de reacción corresponde con las escasas maneras de lidiar con el dolor en ambos grupos de pacientes. 
Creemos que aumentando directa o indirectamente la actividad en esta parte del cerebro, es probable que se genere menor sensibilidad a como sienten el dolor, y así los pacientes serían capaces de lidiar con el dolor de mejor manera. 
La investigación muestra que existe una relación entre lo que ocurre en el cerebro de un paciente con fibromialgia y osteoartritis al estar esperando el dolor.
Está comprobado que la fibromialgia a menudo se produce después de un evento estresante.
Estos pueden ser eventos de la vida traumáticos, emocionales, físicos (una colisión de vehículos), o médicos (como ciertas infecciones).
El dolor crónico, artritis reumatoide, lupus eritematoso sistémico y otras enfermedades autoinmunes, también pueden causar fibromialgia.

Gracias por leernos!

Por: B. Cetina

Imagen de: BBC

Esta dieta es fundamental para el tratamiento en algunos casos de Fibromialgia

La dieta sin gluten: 
Parte fundamental en el tratamiento de algunas enfermedades reumatológicas?
La sensibilidad al gluten no celíaca, está caracterizada por síntomas digestivos y otros, debidos al gluten. Son similares a los de la celiaquía, esta condición ocurre en pacientes con pruebas de enfermedad celíaca normales (anticuerpos negativos y biopsias intestinales sin atrofia vellositaria). 

La sensibilidad al gluten no celíaca es más frecuente que la propia enfermedad celíaca, que afecta al 1% de la población, aunque no hay un marcador diagnóstico, se calcula que la sensibilidad al gluten no celíaca afecta a alrededor del 5% de la población.
Frecuentemente está asociada a la Encefalomielitis miálgica (SFC), fibromialgia, ciertas espondiloartropatías y algunas enfermedades autoinmunes. 
En vista de estas coincidencia, es fácil preguntarse si el gluten puede ser una de las principales causas de éstas enfermedades reumáticas, y sobre todo si una dieta que excluya el gluten, debe de ser uno de los primeros tratamientos a utilizar por el médico para tratar a estos pacientes.
Las manifestaciones más importantes que indican la presencia de sensibilidad al gluten no celíaca son: cansancio severo sin explicación ni motivo, las aftas orales, el cuadro digestivo asociado, la anemia ferropénica y tener un familiar celíaco. 

Estos síntomas se deben tener en cuenta cuando el paciente con una enfermedad sistémica (que afecta al cuerpo entero) presenta un cuadro de fibromialgia. La buena evolución tras realizar una dieta sin gluten, tanto de los síntomas de la fibromialgia, como también de la artritis y la sacroilitis (puede causar dolor en los glúteos o en la parte inferior de la espalda, el cual puede extenderse hasta una o ambas piernas), nos hacen pensar que la sensibilidad al gluten puede tener un papel desencadenante en algunos pacientes con enfermedades autoinmunes sistémicas (enfermedades que comparten el hecho de tener anticuerpos producidos por el mismo paciente y que actúan contra sus células y tejidos)
Para corroborar la sensibilidad al gluten no celíaca se puede realizar análisis de sangre que mostrarán disminución de hierro y los niveles de vitamina D por debajo de lo normal. Otro estudio que se puede realizar es la gastroscopía que muy probablemente mostrará pequeñas lesiones en el bulbo duodenal (los primeros centímetros del duodeno). Transcurridos alrededor de dos años con la dieta sin gluten debería ocurrir la remisión de la fibromialgia. 
‘ANTES’ DE TOMAR CUALQUIER MEDICAMENTO, HIERBA MEDICINAL, SUPLEMENTO, COMENZAR ALGUNA DIETA, DEBE CONSULTAR CON SU REUMATÓLOGO, MÉDICO CLÍNICO Y/O NEURÓLOGO!
Nota: Fibromialgia, Dolor Invisible, es solamente una página de noticias e información sobre la fibromialgia y otros temas de salud. No ofrecemos asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. No pretendemos sustituir el asesoramiento médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico, ante cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una enfermedad. Nunca ignore el consejo médico o demore en buscarlo debido a algo que ha leído en este sitio web

La cirugía ginecológica está relacionada en muchos casos con la Fibromialgia.

Muchos investigadores creen que hay una relación entre las hormonas sexuales y el dolor crónico.
Las hormonas pueden tener un papel crítico en el inicio, el mantenimiento, y los impedimentos causados por el dolor. Se investiga si las características clínicas y el calendario de los cambios hormonales, tienen relación en mujeres de diversas razas.
Se investigó las diferencias en cuanto a la presencia de múltiples enfermedades, entre las mujeres con fibromialgia, y un grupo de control de mujeres con dolor crónico sin fibromialgia.
-Uno de los aspectos mejor estudiados en la fibromialgia
son las alteraciones neuroendocrinas y, en concreto, de la
cascada fisiológica del síndrome de adaptación al estrés,
a través del eje hipotálamo-hipofisario-adrenal. Está
demostrado que en ciertos individuos, sin duda genéticamente predispuestos, la exposición a ciertos fenómenos
o circunstancias ambientales puede iniciar un proceso de
fibromialgia-
Se comparó la influencia de enfermedades autoinmunes, psiquiátricas, endocrinas, ginecológicas y la relación entre la cirugía ginecológica, y la aparición del dolor. Revisaron las historias clínicas, buscaron datos sobre el diagnóstico, año de inicio del dolor, otras enfermedades, problemas psiquiátricos, historia quirúrgica y la fecha de la histerectomía, u otras cirugías ginecológicas.
Las enfermedades autoinmunes, endocrinas y el total de las variables ginecológicas fueron significativamente mayores en el grupo de fibromialgia.
Los investigadores observaron las pacientes con histerectomía, extirpación de un ovario, y lo anterior junto a extirpación de forma parcial o total de la vejiga urinaria.
Con cirugías ginecológicas totales, fue más probable que los pacientes tengan fibromialgia.
 
En el 73,1% de los pacientes las cirugías fueron anteriores a la aparición del dolor.
Este estudio demuestró que tanto las enfermedades autoinmunes, endocrinas y ginecológicas son más frecuentes en mujeres con fibromialgia, que en las que tienen otro tipo de dolor crónico. 
Sabiendo que la cirugía ginecológica está asociada con la fibromialgia, en una amplia cantidad de pacientes, los ginecólogos deberían preguntar a sus pacientes sobre los signos de  una posible fibromialgia y así poder iniciar rápidamente un tratamiento adecuado.
¡GRACIAS POR LEERNOS!
Imagen de:
Investigadores de la Universidad de Miami
Artículo: «Having a hysterectomy provides a clue?», publicado en: