Archivo de la etiqueta: fibra alimentaria

Fibromialgia: los beneficios de la leche de castañas

Beneficios de la leche de castañas
A continuación hablaremos de un producto muy benéfico derivado del fruto seco del castaño: 
La leche de castañas. 
Cada vez es más fácil encontrar una gran variedad de leches vegetales, las cuales son una gran alternativa para sustituir el consumo de leche de vaca.
El castaño se desarrolla en zonas sombrías y de clima lluvioso, florece en los meses de mayo y junio (otoño) y sus frutos (la castaña) están listos para el consumo en el mes de octubre (primavera). Hablamos del hemisferio sur.
El castaño es originario de las regiones mediterráneas de Europa. Su hábitat natural se extiende por la parte meridional de Europa, desde el sur de Inglaterra y España, hasta las proximidades del Mar Caspio, islas Canarias y Madeira, norte de Marruecos y Argelia.
Durante la Edad Media, en el sur de Europa las comunidades que habitaban cerca de bosques de castaños y que no podían acceder a la harina de cereal, utilizaban las castañas como principal fuente de carbohidratos.
Beneficios de la leche de castañas
Estas leches son muy recomendables para las personas que tienen colesterol alto, la bebida vegetal de castañas es
  • rica en carbohidratos,
  • fósforo,
  • calcio,
  • magnesio,
  • potasio y
  • vitaminas del grupo B. Además, aporta cantidades interesantes de
  • selenio,
  • zinc,
  • sodio,
  • vitamina E y
  • vitamina K.
Cada vaso de 200 ml. te aporta:
  • Calorías, 42kcal,
  • carbohidrato 2g,
  • proteínas 2g,
  • grasas totales
  • 3g, grasas saturadas 0g,
  • grasas trans 0g,
  • fibra alimentaria 0g,
  • sodio 35mg.
 
 
 
 
Su consumo puede ayudarnos a:
Al contener vitamina C en una cantidad considerable, y Zinc, refuerza el sistema inmunológico y tiene propiedades antioxidantes.
Por su contenido de potasio es indicada a personas que padecen hipertensión arterial.
Por su contenido de vitaminas del grupo B, ayuda a combatir el cansancio físico y mental.
Por su aporte de fibra combate el estreñimiento:
 
 
 
Su contenido de grasa es bajo y su aporte de calorías también, así que puede ser muy útil en dietas para control de peso, además su consumo ayuda a dar una sensación de saciedad. Ayuda a combatir problemas de anemia por su alto contenido de hierro.
Por su aporte de calcio, es muy recomendada para mujeres embarazadas o en etapa de lactancia. Es muy digestiva, no tiene gluten ni lactosa y se puede tomar tanto fría como caliente (como cualquier leche vegetal o animal).
 
 
Su preparación es muy sencilla: 
Los ingredientes son: 
24 castañas asadas peladas
1 litro de agua
2 cucharadas de azúcar rubia (opcional)
Una pizca de sal
Preparación:
  1. Remojar las castañas después de haberlas asado. Solo tienes que hacer un corte con forma de cruz en la cáscara, ponerlas en una sartén al fuego y dejar que se tuesten un poco. Una vez hecho esto, pónlas en un cuenco, añade el agua y déjalas en remojo durante al menos 8 horas.
  2. Luego escúrrelas y colócalas en el vaso de la licuadora. Añade el litro de agua, el azúcar y la sal.
  3. Licúa durante un minuto, hasta que las castañas se deshagan completamente.
  4. Deja que descanse durante 10 minutos.
  5. Con un tamiz de malla fina cuela la bebida, y reserva lo que quede para usarlo en otra receta.
Este es un alimento ideal para todas las edades, no dudes en probarla es una excelente fuente de energías, vitaminas y minerales.

Seguir leyendo Fibromialgia: los beneficios de la leche de castañas